Las personas que se han contagiado de Covid-19 tienen muchas probabilidades de tener inmunidad durante al menos cinco meses, pero hay evidencias de que las personas con anticuerpos aún pueden portar y propagar el virus, según un estudio a trabajadores de la salud británicos.

Los hallazgos preliminares de los científicos de Public Health England (PHE) mostraron que las reinfecciones en personas que tienen anticuerpos de una infección pasada son raras, con solo 44 casos encontrados en el estudio entre 6,614 personas previamente infectadas.

No obstante, los expertos advirtieron que los hallazgos significan que las personas que contrajeron la enfermedad en la primera ola de la pandemia, a comienzos de 2020, ahora podrían ser vulnerables a contraerla nuevamente.

También alertaron que las personas con la llamada inmunidad natural -adquirida tras haber pasado la infección-, aún pueden portar el coronavirus SARS-CoV-2 en la nariz y la garganta y transmitirlo sin saberlo.

"Ahora sabemos que la mayoría de los que han tenido el virus y desarrollaron anticuerpos están protegidos de la reinfección, pero esto no es total y aún no sabemos cuánto dura la protección", dijo Susan Hopkins, asesora médica senior de PHE y colíder del estudio, que fue publicado el jueves.

"Esto significa que, incluso si cree que ya pasó la enfermedad y está protegido, puede estar seguro de que es muy poco probable que desarrolle infecciones graves. No obstante, todavía existe el riesgo de contraer una infección y transmitirla a otras personas", agregó.

Expertos que no participaron directamente en el estudio, conocido como SIREN, instaron a las personas a tomar nota de sus hallazgos clave.

"Estos datos refuerzan el mensaje de que, por el momento, todos son una fuente potencial de infección para los demás y deben comportarse en consecuencia", afirmó Eleanor Riley, profesora de inmunología y enfermedades infecciosas en la Universidad de Edimburgo.