Ante el panorama económico y el poco crecimiento que ha tenido el sector microfinanciero en el último año, es necesario que las entidades comiencen a ofrecer productos más competitivos para que sean rentables y no se queden en el limbo, indicó Francisco Fernández, director general de la sociedad financiera popular (sofipo) CrediClub.

Ésta es una de las últimas entidades que ha recibido el aval de la autoridad para comenzar operaciones, a pesar de que la autorización para su constitución fue en enero del 2014; al ser una de las entidades más jóvenes del sector de las sofipos, los números de rentabilidad de CrediClub han sido superiores a los de muchas financieras populares.

Al cierre de agosto del presente año, presentó una rentabilidad de 35 millones de pesos, una cartera de crédito de 450 millones de pesos con un Índice de Morosidad (Imor) de 0.6% y contaba con 68,600 clientes.

En entrevista, Fernández indicó que la receta para tener buenos números no es otra cosa que ofrecer buenos servicios a usuarios que si bien ya estaban atendidos, no tenían los productos que se adecuaban a sus necesidades.

CrediClub va muy bien, el incremento de cartera en los últimos 12 meses es arriba de 70%, la rentabilidad de capital de los últimos trimestres está cercana a 40%, el Imor está en los niveles más bajos de nuestra historia y tenemos una cartera cercana a los 450 millones de pesos , explicó Fernández.

Pese a estos números, las microfinancieras no presentan el mismo panorama: durante el primer semestre del año las 82 instituciones de microfinanzas que constituyen la red ProDesarrollo reportaron en su conjunto una cartera bruta de 52,030 millones de pesos, es decir, un aumento de 7.82% respecto al mismo periodo del 2015; sin embargo, dicho crecimiento fue menor al que se presentó en años anteriores, que era de 14 por ciento.

CrediClub ha podido crecer a buen ritmo, el panorama económico es retador, el sector microfinanciero está creciendo a tasas bastantes moderadas, incluso se está desacelerando, pero seguimos viendo que hay nichos que aunque hayan sido atendidos, se les puede atender mejor y con una mejor propuesta de valor, los clientes pueden cambiar de institución y es lo que hemos venido observando a nuestro favor , comentó.

Hace tan sólo unos años, cuando CrediClub operaba como sociedad financiera de objeto múltiple (sofom), la entidad sólo concentraba su operación en el norte del país; sin embargo, ya como sofipo, se ha expandido a otras partes de la República.

Hemos tenido muy buena respuesta donde hemos tenido nuevas sucursales; teníamos una presencia en el norte y ahora estamos en Veracruz, Puebla, Tlaxcala, el Bajío y el occidente, que han sido aperturas exitosas, donde lo más esperanzador es que los clientes han tenido acceso a una mejor propuesta de valor de lo que están acostumbrados a recibir, eso nos ha abierto el camino , detalló.

Fernández se dijo consciente del impacto que puede venir con las decisiones monetarias del Banco de México (Banxico), sobre todo en los créditos que otorgan las microfinancieras; sin embargo, acotó que, para CrediClub, no es una situación que le repercuta directamente.

CrediClub es una institución que ha bajado su tasas de interés en los últimos años, por decisión propia y por nuestro enfoque en ciertos segmentos de mercado (...) entonces, inclusive aunque las tasas del Banxico vayan para arriba, las de nosotros siguen bajando , explicó.

De acuerdo con el directivo de CrediClub, en la actualidad la sofipo ofrece 25 niveles de tasas anuales en sus préstamos, que van de 9 a 25 por ciento.

En la actualidad CrediClub espera luz verde de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) para poder captar recursos, y, así, de acuerdo con Fernández, potencializar toda su plataforma tecnológica enfocada al ahorro.

[email protected]