En el 2015, HSBC México continuó con pérdidas. De acuerdo con el reporte de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) sobre la banca múltiple, ese año la institución de capital británico perdió 530 millones de pesos.

Los resultados negativos de HSBC México se han agudizado desde el 2012, año en el que un informe de Estados Unidos dio a conocer que los controles laxos en la filial mexicana habrían permitido lavado de dinero.

Ese año, de acuerdo con los mismos reportes de la CNBV, HSBC México tuvo ganancias por 3,974 millones de pesos. En el 2013, éstas bajaron a 2,146 millones, en el 2014 a 854 millones y en el 2015 el banco presentó una pérdida de 530 millones de pesos, según la autoridad.

Los resultados negativos en algunos mercados emergentes llevaron al británico HSBC a salir de países emergentes como Brasil, donde fue comprado por el banco local Bradesco. En México, decidió mantenerse por las oportunidades que este mercado le representa, principalmente por el Tratado de Libre Comercio con América del Norte.

En diciembre, Paulo Maia, director de HSBC para América Latina y el entonces director de HSBC México, Luis Peña, reiteraban que el país es un mercado estratégico para el grupo.

Sin embargo, desde la matriz, se impuso la meta a HSBC México de generar utilidades por 600 millones de dólares (más de 11,000 millones de pesos) al 2017. Moody’s lo ve complicado.

Jorge Sánchez Tello, economista de la Fundación de Estudios Financieros, considera por su parte que los resultados negativos de HSBC pueden deberse a que está en un proceso de reestructuración, debido a que la competencia bancaria en México se está dando con mayor intensidad. HSBC no va a dejar el mercado mexicano, porque es uno de los países que está enfrentando muy bien la volatilidad en los mercados financieros, a diferencia de los otros países emergentes .

El reporte de la CNBV indica que en el 2015 la utilidad del sector bancario en general fue de 99,000 millones de pesos, 6.5% más que en el 2014.

De estos, los más grandes siguieron con resultados positivos: BBVA Bancomer registró utilidades por 28,612 millones de pesos en el periodo (24,792 millones en el 2014); Santander, de 14,182 millones (contra 14,049 millones); Banamex, por 11,524 millones (contra 8,106 millones) y Banorte, por 13,518 millones (contra 11,892 millones). Inbursa presentó ganancias por 9,968 millones de pesos, que contrastan con los 15,277 millones obtenidos en el 2014, mientras que Scotiabank ganó 4,919 millones de pesos en el 2015, contra 3,397 millones del 2014.