La sociedad cooperativa de ahorro y préstamo (socap) Acreimex está cerca de cerrar el rescate de cuatro organizaciones de la misma figura, las cuales por no conseguir el aval de la autoridad para continuar operaciones tienen que apegarse a un esquema de salida ordenada del sistema financiero.

De acuerdo con Eleazar Cano Mireles, presidente del Consejo de Administración de Acreimex, de estas cuatro entidades que se podrían rescatar, tres se encuentran en el estado de Oaxaca y una más en Puebla, las cuales suman alrededor de 12,000 socios, quienes con dicho rescate se incorporarían a la membresía de socios de Acreimex que en la actualidad es de 163,000 personas.

“Acreimex ha mostrado el interés de participar en diversos rescates de instituciones con problemas financieros o que no fueron autorizadas (para continuar operaciones) y ahorita traemos tres proyectos en puerta en Oaxaca (...) y en Puebla, hay otra cooperativa (que se podría rescatar)”, detalló en entrevista Cano Mireles.

El directivo de esta socap anclada en Oaxaca detalló que estas cuatro entidades que podrían ser rescatadas son Cooperativa Sofic, Sistema Cooperativo 15 de Agosto, Cooperativa Decofa y Cooperativa Desarrollo Económico.

Según información del Registro Nacional de Socaps, Cooperativa Sofic y Sistema Cooperativo 15 de Agosto se encuentran clasificadas en nivel D, es decir, en una situación clara de insolvencia o potencial quiebra, mientras que Cooperativa Desarrollo Económico no entregó información en el periodo contemplado para ser evaluada por la autoridad.

Además, Cooperativa Decofa es de nivel básico, lo que significa que sus activos (que no superan los 13 millones de pesos) no requieren autorización de la autoridad para operar; sin embargo, busca adherir su membresía de socios a una socap autorizada como Acreimex, con lo cual éstos tendrían la protección a su ahorro hasta por 25,000 Udis, es decir poco más de 150,000 pesos.

Cano Mireles indicó que en algunos casos, los socios de estas socaps podrían recuperar hasta 90% de su ahorro; sin embargo, todo depende de los resultados de los estudios financieros que se tienen que concretar.

Activa en rescates

Desde hace varios años, la socap Acreimex ha sido una de las más activas en el rescate de instituciones que no pudieron conseguir el aval para continuar operaciones. A la fecha ha rescatado a cinco socaps, lo que le ha generado un crecimiento inorgánico.

Las cinco entidades que absorbió son: Santa Catarina Ticua, Sifisur, Unión Oaxaca, Cooperativa Antequera, del estado de Oaxaca y Caja Cristo Rey, con la cual reforzó su presencia en Yucatán.

En el 2014, cuando Acreimex comenzó con los procesos de rescate esta entidad contaba con 81,200 socios , en la actualidad son más de 163,000, es decir un crecimiento en su membresía de socios de más de 100% gracias tanto a su expansión orgánica como sus rescates a otras cooperativas.

El proceso de rescate que Acreimex ha utilizado en estas cinco cooperativas es el de cesión de activos y pasivos contemplado en el Fideicomiso Pago (Fipago), con el cual una socap autorizada para operar absorbe a los socios de otra que tiene que dejar de operar.

De acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación, el proceso de cesión de activos y pasivos de una socap que tiene que dejar de operar a una autorizada resulta más económico para el Fipago, en lugar de que este fideicomiso liquide directamente a los socios de la entidad emproblemada, pues los ahorros de sus socios quedan depositados en la sociedad adquiriente.

El Fipago, que opera Nafin, fue creado en el 2001 con la finalidad de apoyar a los ahorradores de socaps fraudulentas; sin embargo, con el paso del tiempo se ha enfocado en apoyar a los socios de las socaps que tienen que dejar de operar en el proceso de consolidación del sector, el cual cuenta en la actualidad con 157 entidades autorizadas en atención a casi 7 millones de personas.

Asimismo, existen 127 socaps que tienen que apegarse a un esquema de salida ordenada vía el Fipago, que suman alrededor de 836,000 socios. De esta cantidad, 52 ya están en un proceso de consolidación, es decir, las autoridades analizan sus números para determinar qué esquema de salida ordenada les conviene tomar.

Cano Mireles explicó que sólo falta conocer el resultado del dictamen de estas cuatro cooperativas que rescataría Acreimex, el cual por ley tiene que realizarse con recursos de la entidad federativa donde opere la socap emproblemada.

Asimismo, añadió que Acreimex seguirá con la intención de absorber más socaps, especialmente en Oaxaca, donde hay más de 30 organizaciones que tienen que salir ordenadamente del sistema financiero.

“Seguimos levantando la mano en Oaxaca, ya que ahí hay un gran número de entidades emproblemadas”, acotó Cano Mireles.

[email protected]