La Unidad de Fiscalización del IFE detectó que 88% de los más de 66 millones de pesos que se fondearon con recursos del PRI a las 7,851 tarjetas Monex fue retirado de cajeros automáticos. El resto, fueron operaciones para compras de víveres, en tiendas de moda, restaurantes y compras por Internet.

En su informe consolidado, informó que alrededor de 44 millones 630,765 pesos fueron disposiciones en efectivo en cajeros automáticos, lo que representó 88.36% de los 66 millones 326,300 fondeados a Monex durante la pasada contienda presidencial.

De los más de 66 millones de pesos fondeados a las tarjetas Monex, fueron utilizados 50 millones 508,891 pesos durante el periodo de campaña presidencial.

La unidad reportó que 870,919 pesos podrían haberse gastado en establecimientos mercantiles, aunque no tienen certeza de su giro (tiendas conveniencia, de autoservicio, pago de alimentos y bebidas o bien, departamentales).

Dio a conocer que 1 millón 566,936 pesos: 3.10% del monto total fondeado, se utilizó en establecimientos comerciales de mayor tamaño (Walmart, Soriana, Superama, Bodega Aurrera, Ley, Sam’s Club). De lo anterior, 2.61% es decir 1 millón 319,750 pesos, fueron gastos realizados en establecimientos como hospitales, líneas aéreas o de autobuses, casetas de cobro de carreteras, estaciones de servicio de gasolineras, hoteles, entre otros.

Alrededor de 911,921 pesos, 1.81%, fue utilizado en transacciones que presentan la denominación de algún establecimiento comercial de pequeña dimensión, como es el caso de las tiendas como Oxxo o 7 Eleven.

De quienes recibieron esas tarjetas de Monex, 0.89% las utilizaron también en tiendas departamentales en las que se pudieran adquirir artículos no considerados de primera necesidad, sino de lujo, como es el caso de tiendas como Liverpool, Palacio de Hierro, Sears, Zara, entre otras, donde se utilizaron 452,050 pesos.

En restaurantes o bares se reportaron operaciones por 566,268 pesos; en telefonía, servicios de Internet y otros servicios se utilizaron 172,566 pesos y, finalmente, la Unidad de Fiscalización del IFE reportó haber detectado compras por Internet, por un monto de 17,716 pesos.

[email protected]