Infraestructura, tarifas irregulares e inseguridad son los principales problemas del transporte público en el Estado de México, esto debido a la falta de regulación en las diferentes rutas que prestan servicio en coordinación con la Ciudad de México, y a no haber proyectos enfocados a la movilidad urbana, consideraron expertos.

El estado sufre uno de los mayores conflictos en la transformación del transporte, debido a que es inseguro, caro, lento y con mucho desorden; siete de cada 10 personas en la entidad utilizan microbuses o combis. El costo es de 50 pesos aproximado para sus recorridos y tarda en promedio dos horas para llegar a la Ciudad de México, donde se encuentran sus lugares laborales , explicó el experto en Movilidad en América Latina de la Universidad Autónoma del Estado de México, Humberto Ortiz Miranda.

Abundó que el transporte en el Valle de México ha dejado mucho que desear durante los últimos años, debido a que existen graves problemas de contaminación, saturación, competencia desleal, unidades caducas, entre otros.

Ortiz Miranda dijo que aunque el gobierno mexiquense y el capitalino han trabajado en coordinación en los últimos años, sus acciones han sido mínimas en el reordenamiento de las unidades de pasajeros, y puso como ejemplo el Centro de Transferencia Modal (CETRAM) de Cuatro Caminos, que se encuentra en la línea divisoria de ambas entidades.

En un lugar donde convergen demasiadas rutas de microbuses ha propiciado al desastre, asaltos a mano armada, y miles de accidentes que cobran la vida de los usuarios , externó.

Transporte insuficiente

De acuerdo con el estudio El Estado de México, Movilidad 2025 , elaborado por el Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (ITDP, por su sigla en inglés) en el 2015, unos 4.3 millones de mexiquenses se tardan más de 40 minutos en viajes; en seguridad vial cerca de 1,759 personas fallecieron por accidentes viales durante su traslado a su trabajo; y ocho de cada 10 gastaron entre 60 y 80 pesos.

El documento detalla que en ese año se registraron 35,000 unidades de transporte que transitaban en el Valle de México, pero sólo 13,000 eran de empresas formales y convencionales.

El documento expone que de no ser atendido el problema de una estrategia integral de seguridad vial para el año 2025, el Edomex tendría aproximadamente 50,000 accidentes viales y 2, 500 percances de tránsito al año.

Asimismo, señala que el sector transporte es el responsable de 44% de las emisiones de gases invernadero y los vehículos particulares emiten en promedio 32% de los contaminantes.

Así, el estudio propone detener la ampliación de autopistas urbanas a nivel y elevadas en áreas de medidas y altas densidades poblaciones, e invertir en proyectos de movilidad como el Mexibús, Metro, Tren SubUrbano, Ciclovías y Biciestacionamientos.

Propuestas de los ?candidatos a gobernador

El director del ITDP en México, Bernardo Baranda, comentó que las propuestas de los candidatos a la gubernatura del Estado de México en rubros de movilidad, transporte e infraestructura vial se encuentran sintonizadas para los miles de mexiquenses, pero puntualizó que no se puede solucionar un problema antiguo en tan sólo un sexenio.

Es claro que se debe mejorar lo que hay, pero primero se debe tener un diagnóstico y después una estrategia integral antes de políticas públicas en la movilidad.

No se puede erradicar el problema en seis años, es difícil ya que el gobierno apuesta por carreteras y alternativas viales propiciando al uso del automóvil y menos de la mitad de los mexiquenses lo tiene (un auto propio) .

Consideró que los problemas en el transporte se podrían solucionar con una mejor infraestructura, además de la implementación de una red de ciclovías, y el apoyo del gobierno federal para una red de Metro que conecte al Estado de México y la capital del país, ya que en muchos ámbitos están relacionadas.

La implementación de transporte masivo no ha crecido a la velocidad que se demanda en años, pero sí se ha fomentado el transporte de mala calidad, caduco y pirata que hacen su reglas como ellos quieren. El mejor plan es copiar y/o rescatar muchos programas que tiene la Ciudad de México, y que en muchas ciudades del mundo se han implementado , concluyó el experto.

PRI: normar el uso de las vías públicas

El Partido Revolucionario Institucional, en coalición con el PVEM, Encuentro Social y Nueva Alianza plantea medidas para dar prioridad a los peatones y al transporte público, esto mediante una política urbana que establezca normas para las aceras con el fin de regular el uso de las vías públicas, para crear estacionamientos, impidiendo su apropiación por particulares o vecinos; busca la creación de medios de transporte público de bajo o nulo impacto contaminante como el Teleférico Mexicable en Ecatepec.

Asimismo, obligar a que el transporte circule por rutas establecidas, con paradas fijas y la coordinación con gobiernos del área metropolitana para la definición de acciones, indicadores y metas de una política para la protección al medio ambiente y desarrollo sustentable.

Morena: bajar los costos por traslados

El partido Morena promete bajar el costo del transporte en el Estado de México e identificar las deficiencias en las rutas de camiones para su debida recuperación, además de aplicar inversiones para la modernización de las unidades.

Buscará garantizar que las obras en zonas de desarrollo se realicen preservando el medio ambiente e impulsando el desarrollo de movilidad sustentable, mediante la creación de ciclovías, y la implementación de transportes alternativos que permitan el desplazamiento con mayor movilidad.

Al Igual que el PRI, plantean una coordinación y cooperación interestatal para el diseño de políticas integrales de funcionalidad metropolitana.

PAN: ampliación del Mexibús y líneas del Metro

El blanquiazul plantea la creación de una Red Mexiquense de Movilidad Urbana Sustentable que incluya una conectividad entre las diferentes regiones, con proyectos como la ampliación del Mexibús para conectar a toda la zona oriente; tren interurbano entre la CDMX y Toluca; la construcción de líneas de Metro y transporte masivo en las zonas norte y oriente del estado y al mismo tiempo generando incentivos para que las personas con auto maximicen el número de pasajeros abordo por medio de carriles dedicados para autos con más de dos personas.

Prometen una Secretaría de Sustentabilidad, que dicte políticas ambientales y apoyar proyectos empresariales y sociales con contenido ambiental y sustentable, generando así innovación para el crecimiento.

PRD: reforma integral para el sector

El sol azteca opta por una Reforma Integral del Transporte Público, para la correcta planeación sustentada en los principios de eficiencia, economía social, calidad, seguridad, racionalidad y civilidad, que permita garantizar el derecho de usuarios y operadores de transporte público en todo el territorio mexiquense.

Incluso pretenden la instalación del Observatorio Ciudadano de Movilidad del Estado de México; este observatorio sería el vínculo entre la sociedad civil y el gobierno, que tendría como único fin diseñar y planificar políticas en materia de movilidad real e incluyente.

Además de implementar alternativas de movilidad que conecten como el Metrobús, Tren Suburbano y Metro.