Los lineamientos de cancha pareja del Instituto Nacional Electoral se toparon con pared en la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF); por mayoría, los magistrados avalaron las impugnaciones que partidos políticos, gobernadores, e incluso la Presidencia interpusieron contra la reglamentación.

La ponencia a cargo del magistrado Felipe Fuentes Barrera se resumió en que el Consejo General (del INE) se excedió en el ejercicio de su facultad reglamentaria , y que con los lineamientos se vulneran derechos fundamentales como la libertad de expresión.

La normativa, aprobada por el Consejo General del INE el pasado 20 de julio, buscaba regular actos anticipados de campaña de quienes aspiren a un puesto de elección popular, incluidos funcionarios públicos, y tenía como cometido operar a partir del próximo 8 de septiembre, cuando inicia el proceso electoral federal.

Sin embargo, el argumento de Barrera, apeló a que la propuesta se metió a regular un asunto que únicamente es competencia de los legisladores.

El Consejo General fue más allá de su facultad reglamentaria que le corresponde como órgano autónomo, al regular aspectos que le son reservados a la órbita del legislador, desdoblando principios sustantivos y adjetivos para delimitar el núcleo esencial de derechos de expresión e información en un contexto democrático , indicó Barrera.

Fue justo la omisión legislativa de reglamentar el Artículo 134 constitucional el argumento del Instituto Nacional Electoral (INE) para emitir esta normativa, que también tenía como antecedente las quejas de los partidos por intromisión de funcionarios en el proceso del 4 de junio.

[email protected]