Luego de reclasificar como violaciones graves los hechos ocurridos en San Fernando, Tamaulipas, donde fueron localizados 72 migrantes asesinados, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) dio a conocer que hará pública la información del expediente.

Con base en el reciente análisis jurídico se ponderaron los criterios cualitativos y cuantitativos que la Suprema Corte de Justicia de la Nación estableció para determinar los casos en que ciertos hechos pueden ser considerados como violaciones graves de los derechos humanos, por lo que el 20 de junio del 2017 la CNDH determinó que se actualizaban dichos criterios en el caso de las 72 personas migrantes en comento , explicó.

La Corte ordenó dar acceso a la Fundación para la Justicia y el Estado Democrático de Derecho, misma que solicitó conocer íntegramente el expediente sobre los hechos ocurridos en agosto del 2010, luego de que la CNDH clasificara la información como reservada al formar parte de investigaciones ministeriales de la Procuraduría General de la República (PGR).

La Segunda Sala señaló que el organismo nacional tiene la facultad para calificar que los hechos que consten en su expediente se pueden clasificar como violaciones graves a los derechos fundamentales, lo que evita la reserva de la información.

En este sentido la CNDH detalló que a pesar de tratarse de un asunto concluido que se encuentra en fase de cumplimiento y que de origen no fue calificado como violaciones graves , determinó la máxima publicidad y el interés social de conocer la verdad de los hechos.

El 25 de agosto del 2010 el organismo radicó de oficio el expediente para indagar los hechos en los que fueron asesinados los 72 migrantes, derivando en la recomendación 80/2013, ya que se acreditaron violaciones a los derechos humanos.

Sin embargo, de acuerdo con la Ley Federal de Transparencia y Acceso a la Información Pública Gubernamental vigente en esa fecha, la CNDH determinó la reserva de la información.

Tras el fallo de la Corte, estimó que el entorno en el cual acontecieron los hechos coincidía con un patrón de eventos criminales que se suscitaron entre los años 2008 y 2011 en el territorio mexicano, particularmente en San Fernando, Tamaulipas .

Por lo que hace al criterio cuantitativo que deviene en distintos elementos específicos también fue demostrado tanto por la gravedad de la violación a los derechos humanos, la intensidad y amplitud de la violencia infligida, así como por la generalidad, la frecuencia y la prolongación en el tiempo de estos lamentables hechos violatorios , indicó en un comunicado.

En este sentido la CNDH consideró procedente determinar la reclasificación de los hechos como violaciones graves a los derechos humanos de las víctimas, por lo que las reservas en la Ley de Transparencia no se actualizan para la clasificación de la información.

[email protected]