La reforma constitucional que transforma al Distrito Federal en la Ciudad de México no previó los recursos ni el presupuesto para que la Asamblea Constituyente efectúe sus funciones, advirtió el magistrado Armando Hernández Cruz.

El presidente del Tribunal Electoral del Distrito Federal (TEDF) señaló que queda claro que los 100 constituyentes, tanto los electos como los designados, no recibirán percepción salarial alguna.

NOTICIA: Segundo nacimiento de la Ciudad de México; adiós, DF

Sin embargo se necesitará desde papeleo hasta contar con cuerpos técnicos de asesores, necesarios para concretar la nueva constitución de esta entidad, explicó.

El magistrado aseguró que el financiamiento de ese proceso estará a cargo de la propia urbe, ante lo cual sería necesario que la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) y la Secretaría de Finanzas capitalina, por mencionar algunas instancias, hagan las previsiones correspondientes.

Planteó que una vez integrado el Constituyente, tendrá que funcionar y como cualquier asamblea legislativa necesitará un cuerpo técnico para sus trabajos de análisis y dictaminación , peor en la reforma no se detalla expresamente de dónde saldrán los recursos para su operación.

NOTICIA: TSJDF y CDHDF buscarán autonomía en Ciudad de México

De ahí la importancia de poner sobre la mesa esa situación a fin de definir quién asumirá los costos, aunque de entrada tendrán que ser instancias de la ciudad de México, remarcó Hernández Cruz.

Recordó que la Asamblea Constituyente se instalará el 15 de septiembre, después tendrá 10 días para emitir su reglamento interior y empezar a funcionar para cumplir con el propósito de aprobar una constitución para la Ciudad de México.

Al referirse a la elección de los constituyentes, dijo que se trata de comicios inéditos, sin precedente en el país, de tal manera que el Instituto Nacional Electoral (INE) deberá resolver sobre la marcha problemas no previstos.

NOTICIA: En febrero, el equipo para el proyecto de Constitución

Armando Hernández también aclaró que el TEDF no tendrá competencia sobre las impugnaciones que pudieran surgir antes, durante y después de la elección de los constituyentes, pues esa facultad la tiene el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

Por separado el presidente del partido Morena en el Distrito Federal, Martí Batres, rechazó que se asigne a los partidos 100 millones de pesos para la elección de la Asamblea Constituyente, pues el dispendio de recursos representaría una puñalada para la ciudadanía .

Aseveró que la eventual asignación de esos recursos representa otro golpe a la economía de la gente y desperdiciar dinero en las actuales condiciones económicas del país.

Batres Guadarrama recordó que una de las críticas de Morena a la reforma del Distrito Federal son los costos de su puesta en marcha, sin descontar cuando se instalen los Consejos de las Alcaldías, cuyo costo será de unos 5,000 millones de pesos al año.