El PRI en la Cámara de Diputados rechazó en su totalidad la minuta de Mando Mixto policiaco, enviada por el Senado de la República, la cual permitiría al gobierno federal asumir el control de la seguridad, únicamente en aquellos estados y municipios donde exista una afectación a la seguridad local.

El tricolor también se negó a proponer una ruta de modificación del modelo policiaco y anunció que regresará al Mando Único propuesto por el presidente Enrique Peña Nieto.

Sin embargo, los presidentes de las comisiones unidas de Seguridad Pública, Jorge Ramos (PAN), y de Puntos Constitucionales, Guadalupe Acosta Naranjo (PRD), anunciaron que elaborarán un proyecto de dictamen en sentido positivo del Mando Mixto, que a la vez recoja las inquietudes expresadas por el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

Los presidentes de comisiones dijeron que la idea es que en los próximos días, ya concluido el actual periodo ordinario de sesiones, se convoque a los integrantes de esas comisiones a fin de someter a votación el proyecto, y una vez aprobado se pueda convocar eventualmente a un periodo extraordinario de sesiones en la Cámara de Diputados.

En contraste, los diputados del PRI, Braulio Guerra, Francisco Escobedo y Martha Tamayo expresaron que su bancada rechaza al 100% los términos de la minuta del Senado ya que indicaron que en términos generales, se permitiría que alcaldes se desentiendan de su responsabilidad en el tema de seguridad, por complicaciones en el tema presupuestal de los municipios y por la incapacidad que tendría el gobierno federal de atender todas las evaluaciones policiacas.

EL DATO

El presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados, Guadalupe Acosta Naranjo (PRD), informó que presentará y someterá a votación un proyecto de dictamen para reducir el financiamiento a partidos, como lo plantearon en sus iniciativas el PAN, PRD , MC y el diputado independiente de Jalisco, Pedro Kumamoto.

Dijo que el proyecto que presentará plantea un cambio en la fórmula de asignación de presupuesto anual a los partidos, al cambiar el factor de la lista nominal por el de la votación total emitida, para determinar el financiamiento a partidos, con lo que se reduciría el suministro de recursos y se obligaría a los partidos a acercarse a los ciudadanos para que acudan a votar.

jmonroy@eleconomista.com.mx