Fidel Herrera, gobernador de Veracruz, dejó en claro que la lucha por las grabaciones que lo implican en el desvío de recursos públicos hacia las campañas de candidatos priístas en el estado tiene un claro responsable: César Nava.

Ni el presidente Felipe Calderón ni el secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont tienen algo que ver, sentenció en el aeropuerto, poco antes de que Calderón terminara su gira por el estado.

El priísta aseguró que el único delincuente confeso de dichas grabaciones es el presidente del PAN, César Nava, y el candidato albiazul a la gubernatura de la entidad, Miguel Ángel Yunes.

No hemos abordado ningún tema de esa naturaleza (las grabaciones), porque ésta es una celebración de la República. Para mí queda muy claro que el Presidente es de todos los mexicanos y de las instituciones. Aquí hay un delincuente confeso que es el presidente del PAN, César Nava .

El día transcurrió bajo una aparente tregua, entre priístas y panistas. Hay que ser elegante en todo , lanzó con una amplia sonrisa Beatriz Paredes, presidenta del PRI. Y así, ambos bandos disfrutaron el inicio de la Regata Bicentenario 2010.

De espionaje, ni hablar

Como si se hubiesen puesto de acuerdo, Paredes Rangel, el Mandatario veracruzano y el secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, evitaron el tema del espionaje telefónico: Hoy no es día de grabaciones ni de juicios, hoy es día de celebrar , dijeron.

Sin embargo, lo que se distinguió fue un saludo frío entre el Presidente y Fidel Herrera.

[email protected]