El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que no está en contra de las narcoseries, aunque pidió que no sólo hablen del problema del narcotráfico, sino que también envíen mensaje a los jóvenes de que consumir drogas sintéticas los va a hacer morir.

“Yo no estoy en contra de las series que se difunden, el que quiera ver que lo haga y garantizar la libertad; pero que haya también lo otro, que se le diga al joven que si consume droga, sobre todo ‘cristal’, esas drogas destructivas, venenos, se está suicidando, que son fatales, que se van a morir, que lo sepa el joven y darles opciones, alternativas, que salgan esos mensajes en la televisión, en la radio, que se difunda eso”, comentó.

Al continuar su visita de unidades médicas del IMSS en Chicontepec, Veracruz, López Obrador afirmó que es tiempo de trabajar con los jóvenes, porque “las cárceles están llenas de jóvenes, los que pierden la vida son jóvenes”.

El Presidente planteó que su gobierno pedirá a los medios de información que difundan mensajes en contra del “camino de las conductas antisociales”.

“Atender a los jóvenes, porque si no, no vamos a poder resolver el problema de la inseguridad y de la violencia si sigue aumentando el consumo de la droga. Antes la producción de droga era para comerciar afuera, pero ya en los últimos tiempos está creciendo el consumo interno”, estimó.

Llamó a promover valores culturales que vaya en contra de las drogas, porque es una “vida totalmente inmoral, destructiva en las comunidades, en los pueblos”.

“Tenemos que enfrentar eso y fortalecer los valores, hacer ver que la felicidad no es el tener bienes materiales, riquezas, la ropa de marca, las alhajas, la camioneta, el coche último modelo. La verdadera felicidad es estar bien con uno mismo, estar bien con nuestra conciencia y estar bien con el prójimo y sólo siendo buenos podemos ser felices. Y eso es lo que tenemos que inculcar y ya se tiene ¿qué, nuestros padres, nuestras familias no nos decían: ’Haz el bien sin mirar a quién?’", preguntó.

López Obrador aseguró que ese tipo de vida “fue eclipsando por el modelo individualista que se fue imponiendo; consumista, materialista, haciendo a un lado lo espiritual, lo cultural, la fraternidad. Por eso la atención a los jóvenes”.

El mandatario destacó su diagnóstico, de que los gobiernos anteriores abandonaron a los jóvenes, “les dieron la espalda, lo único que hicieron fue etiquetarlos, llamarles 'ninis', que ni estudian ni trabajan, y no hicieron nada por ellos; dejaron un ejército de jóvenes para ser reclutados, tentados por la delincuencia, que los engancha con el lujo barato, ofreciendo una vida fácil, vacía, efímera, transitoria, ese es el camino de la delincuencia, pero no se hacía nada por jalar nosotros a los jóvenes”.

Finalmente, mencionó que ahora su gobierno ofrece becas de estudio y capacitación a los jóvenes; “¿Qué es lo que estamos haciendo ahora? Competir con la delincuencia, decir: no te lleves a los jóvenes, los jóvenes los queremos nosotros para inducirlos por el camino del bien’. Que no tengan posibilidad de enrolar a los jóvenes”, comentó.

[email protected]