La doctora internista del hospital 20 de Noviembre del ISSSTE, Guadalupe Jiménez García, denunció haber sido testigo de irregularidades en la conformación de la lista de trasplantes de órganos (principalmente riñón) y robo de medicamentos oncológicos. Como consecuencia de intentar frenar las anomalías, fue cesada de su cargo y amenazada de muerte.

En conferencia de prensa, Jiménez García explicó que antes de su cese presentó quejas ante la Presidencia de la República y la Secretaría de la Función Pública; en la primera de ellas la respuesta obtenida fue que estarían atentos al asunto . Además, interpuso una denuncia ante la PGR, la cual está en curso. Entre las irregularidades encontradas por la doctora internista se encuentra que la lista de pacientes en espera de recibir un trasplante la encabezaba el médico Juan Sergio Barrón Morales, quien se encuentra totalmente sano .

El robo de medicamentos fue otro caso que encontró al hacerse cargo de la Coordinación Médica del Centro Médico Nacional 20 de Noviembre, ya que hubo sustracción de medicamentos oncológicos como el Rituximab, con un costo aproximado de 60,000 pesos el gramo y el Infliximab, de 15,000 pesos. En este caso, no logró conocer la cantidad de medicamentos sustraídos y el tiempo, porque le fue negada una auditoría, explicó.

Debido a que denunció las irregularidades fue cesada bajo el argumento de que había acumulado faltas consecutivas en el trabajo. Recurrió a la PGR, donde se asentaron las denuncias PGR/DF/SPE/XVII/278-2011-01 y PGR/FSP/B/T2-0064 por amenazas derivadas por su labor dentro del Hospital.

[email protected]