La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) dirigió la Recomendación 47/2015 a Renato Sales Heredia, Comisionado Nacional de Seguridad, por la muerte de un interno en el Centro Federal de Readaptación Social Número 11, en Hermosillo, Sonora.

Esta Recomendación se suma a la 38/2015 también por la negativa de atención médica a un preso con tuberculosis en este mismo centro penitenciario, misma que derivó en su fallecimiento ocurrido el 2 de noviembre de 2013.

De acuerdo con el escrito de queja que la víctima dirigió al organismo nacional, tenía meses reportando a las autoridades del penal molestias en su cuerpo y no le proporcionaban atención médica ni medicamentos .

NOTICIA: Sales acepta las recomendaciones por Michoacán

En cuanto al documento 47/2015, la CNDH determinó que se repare el daño ocasionado en términos de la Ley General de Víctimas, ya que constató la violación al derecho a la salud lo que ocasionó el fallecimiento del preso.

Y es que a pesar de que este solicitó se le brindara atención médica, las autoridades penitenciarias no se la dieron con oportunidad ya que durante su estancia en la cárcel se le diagnosticó como sano por falta de una detección y diagnóstico oportuno.

El interno padecía VIH y no se tomaron las medidas necesarias para su tratamiento como atención especializada para el adecuado control de la enfermedad, lo que afectó su estado de salud para posteriormente morir.

NOTICIA: Hace la CNDH otra recomendación a Renato Sales

Por ello la CNDH recomendó se den instrucciones para que la Dirección General de Administración del Organo Administrativo Desconcentrado de Prevención y Readaptación Social (OADPRS) y la Oficialía Mayor de la Secretaría de Gobernación (Segob) doten a la brevedad a este Centro Penitenciario de suficiente personal médico especializado que permita cubrir las necesidades de salud de la población interna.

Así como la colaboración con este organismo nacional en la queja que se promoverá en el Organo de Control Interno en el OADPRS de la Segob y en el inicio de la denuncia ante la Procuraduría General de la República (PGR) contra los funcionarios involucrados.

Además de realizar una supervisión médica en el Cefereso 11, a fin de detectar posibles casos de enfermedades infectocontagiosas y se adopten las medidas requeridas para su atención.

abr