Arrancamos la semana con el reporte del Departamento de Agricultura de Estados Unidos, el cual mostró una expectativa de producción a nivel mundial para este ciclo de 1,194.80 millones de toneladas

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por su sigla en inglés) anunció la semana pasada en su reporte de oferta y demanda mensual de julio que habría más maíz de lo esperado para la cosecha del ciclo 21/22, y contrario a lo que se pensaría, el maíz tuvo tres sesiones de fuertes alzas y dos de bajas, cerrando el contrato a plazo de marzo 2022 con una ganancia semanal de 6.09% o 12.6 dólares/tonelada, para ubicarse en 219.28 dólares.

Arrancamos la semana con el reporte, el cual mostró una expectativa de producción a nivel mundial para este ciclo de 1,194.80 millones de toneladas, casi 5 millones de toneladas más que en el ciclo anterior, incrementando la oferta total en 4.2 millones, mientras que por el lado del consumo el aumento fue de tan solo 2.43 millones, quedando así Inventarios finales de 291.18 millones de toneladas versus 286.9 millones que esperaba el mercado.

A nivel Estados Unidos, el USDA incrementó la expectativa de la superficie a cosechar en 390 mil hectáreas y dejo sin tocar el rendimiento en 11.27 toneladas/hectárea, contra las 11.16 esperados por los climas secos y calientes que se han presentado en las planicies del norte de la franja maicera.

Lo anterior aumentó la expectativa de producción para este ciclo en 4.45 millones de toneladas, para llevarla a los 385.21 millones, contra los 381.81 esperados por el mercado y los 360.24 del ciclo anterior.

Por el lado del consumo, se incrementó el uso para forrajero en 640,000 toneladas y volvió a revisar al alza el rubro de exportaciones para ubicarlas en 63.5 millones versus 62.23 del mes anterior, quedando los Inventarios finales en 36.37 millones de toneladas 1.91 millones más que el mes anterior.

Para la producción de maíz en Sudamérica, el USDA estimó que Argentina producirá 48.5 millones de toneladas contra 47.10 estimadas y en el caso de Brasil se esperaban 91.8 millones pero el número lo ubicó en 93 millones de toneladas, que resulta por debajo de los 98.5 millones del mes pasado.

Para aderezar el tema, por la tarde el USDA anunció que de la superficie total en Estados Unidos, el maíz se encontraba en un 65% en condiciones de bueno a excelentes, es decir un punto porcentual por encima de la semana pasada.

Ante toda esta información, lo lógico es que el maíz hubiera bajado, y de hecho fue su primera reacción ante el reporte; sin embargo, reducciones en la producción del trigo de primavera hicieron que el trigo subiera fuerte y arrastrara al maíz y la soya en la misma alza.

El resto de la semana el tema central fue el clima, el cual se pronostica para esta semana de nueva cuenta con temperaturas elevadas y falta de humedad que afectaría las zonas en donde justamente se incrementó la superficie sembrada, es decir, en la parte oeste de la franja maicera y las planicies del norte, que si bien es cierto no son las zonas de mayor producción, si son las que han recibido menos lluvia. Con este pronóstico el mercado encontró soporte y se comportó al alza dos días más.

Otro factor que jugó un papel importante en el comportamiento del maíz fue el dato de inflación en la Unión Americana. Y es que ésta se ubicó en niveles de 5.4% en junio con respecto al año anterior, lo que significó un incremento de 0.9% con respecto al mes de mayo, siendo este aumento mensual el más importante desde junio de 2008.

En consecuencia, el dólar se fortaleció ante la expectativa de que la Reserva Federal tendrá que reducir sus estímulos a la economía antes de lo previsto y esto debería haber generado caídas en el maíz; sin embargo, los precios del petróleo siguieron su carrera alcista y esto presiono a los del maíz.

Como podrán apreciar, son muchos los factores que están en juego y los analistas de Chicago no descartan una subida de precios en el corto plazo, pudiendo el precio del maíz regresar a niveles de 236 dólares/tonelada en el plazo de diciembre de este año.

¿Ya tomaron coberturas?

aga@gamaa.com.mx