Grupo Villar Mir venderá en el mercado, por el procedimiento de colocación acelerada, 35 millones de acciones de OHL, representativas de 12.2% del capital.

Tras esta operación, Villar Mir seguirá siendo el principal accionista del grupo constructor, pero su participación se reducirá desde 53.18% actual hasta aproximadamente 41 por ciento.

El resto de socios significativos se encuentra a mucha distancia, con participaciones que oscilan entre 2.5% de Invesco y 4.2% de Société Générale y Deutsche Bank.

OHL cerró en la Bolsa de Madrid a 3.16 euros por acción tras subir 0.96%, por lo que valor de los títulos puestos en venta ronda los 110 millones de euros a precios de mercado.

A pesar del repunte del miércoles, la cotización de OHL sufre un duro castigo en Bolsa en lo que va de año, con una depreciación acumulada de 36.54 por ciento.

Grupo Villar Mir enmarca la venta de este paquete en la política de reducción de su endeudamiento puesta en marcha en el 2016 y con la que se fijó el objetivo de recortar sus niveles de deuda en unos 500 millones de euros.

La corporación industrial, que preside Juan Miguel Villar-Mir, asegura que con esta operación quiere, además, “proporcionar más independencia a OHL”, aunque añade que seguirá siendo un accionista relevante y “comprometido” con el grupo constructor.

La liquidez en Bolsa de OHL aumentará tras la colocación de estos títulos entre inversionistas nacionales y extranjeros, operación en la que Deutsche Bank, Santander, Credit Agricole y Société Générale actúan como colocadoras.

Paga dividendo

Precisamente, OHL pagó 0.348981 euros brutos por acción, en el regreso al pago de dividendos luego de un año de suspensión.

En total, repartió 100 millones de euros entre sus accionistas en su primer pago desde el 2016.

Pese a la debilidad de OHL en Bolsa este año, analistas confían en la emisora.

El precio objetivo medio de las firmas que siguen el valor es de 4.79 euros, 51.53% por encima de los actuales niveles. Es decir, que el valor podría subir hasta los niveles de mediados de febrero.

Un objetivo que dependerá del grado de cumplimiento del plan de ajuste y reestructuración que el grupo inició hace dos años.