Wall Street alcanzó máximos históricos de cierre el lunes, ya que el optimismo de los inversionistas se avivó con las perspectivas de una recuperación económica más rápida por la crisis de salud mundial, en medio de esperanzas por mayores estímulos y un lanzamiento acelerado de vacunas.

El S&P 500 y el Dow Jones registraron sus sextas ganancias consecutivas, su racha ganadora más larga desde agosto.

Las empresas de pequeña capitalización, que se beneficiarían más de un repunte económico, superaron el desempeño de sus pares más grandes.

"Los inversonistas están comenzando a jugar con la apertura de la economía y con el hecho de que la vacuna esté comenzando a funcionar", dijo Paul Nolte, gerente de cartera de Kingsview Asset Management en Chicago.

Aun así, el repunte prolongado es motivo de preocupación.

La secretaria del Tesoro, Janet Yellen, dijo que si el Congreso aprueba el paquete de ayuda fiscal de 1,9 billones de dólares del presidente Joe Biden, Estados Unidos podría volver al pleno empleo el próximo año.

El Promedio Industrial Dow Jones subió 0.76%,  31,385.76 unidades; el S&P 500 ganó 0.74%, a 3,915.59 unidades; y el NASDAQ Composite ganó 0.95%, a 13,987.64 unidades.

El principal índice de la Bolsa mexicana, el S&P/BMV IPC subió 0.12% a 44,197.51 puntos. Los títulos de Grupo Famsa, que desde el año pasado se encuentra en concurso mercantil, volvieron a subir con fuerza por cuarta sesión consecutiva. Las acciones de la minorista avanzaron el lunes 19.82% a 0.93 pesos. En las pasadas tres sesiones ganaron más de 108 por ciento.