El gobierno de México trabaja en la emisión de un bono soberano vinculado a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Organización de las Naciones Unidad (ONU), que será emitido en pesos en el mercado local, luego de que ya ha hecho dos colocaciones de este tipo en Europa.

Lo anterior lo afirmó Gabriel Yorio, subsecretario de Hacienda, en distintos foros, y en los que también ha manifestado que será un paso relevante para que más empresas en México opten por colocar este tipo de bonos.

“Estamos trabajando en un nuevo proyecto que estamos desarrollando para el mercado de deuda local y sí tiene que ver con instrumentos financieros sustentables”, citó en un tuit.

México emitió su primer bono sustentable ligado a los ODS en el 2020 por 750 millones de euros, a un plazo de siete años y a una tasa de rendimiento al vencimiento de 1.603%, con cupón de 1.350 por ciento. Después, en julio de este 2021, colocó el segundo en su tipo a 15 años, por 1,250 millones de euros a una tasa cupón de 2.25 por ciento.

Gabriel Yorio ha dicho que con estas dos emisiones realizadas en el mercado europeo pretende establecer dos puntos de referencia en lo que llama “la curva sustentable”, la cual puede ayudar a las empresas mexicanas que planean financiar sus programas sustentables en euros utilizarla como referencia.

El funcionario considera que la referencia sustentable que han generado con las dos emisiones de bonos en euros han estado por debajo de la curva tradicional de las emisiones soberanas mexicanas, por lo que los programas de financiamiento de corporativos privados del país podrían negociarse a una tasa más barata.

En la reciente convención de la Asociación Mexicana de Instituciones Bursátiles, dijo que “el mercado bursátil es la base del ecosistema de finanzas sustentables de México, que pudo transitar a un crecimiento sostenible y cerrar las brechas sociales hacia una sociedad incluyente”.

Gabriel Yorio, en un tuit, mencionó que México tiene 67% del presupuesto vinculado a los ODS y trabajan con el sector financiero para incluir criterios sustentables en la movilización de capital privado.

judith.santiago@eleconomista.mx