Lyft Inc alcanzó un valor de 24,300 millones de dólares en la primera oferta pública inicial (OPI) de una plataforma de viaje compartidos, con una recaudación que el jueves superó las expectativas, porque a los inversionistas les importó poco la incertidumbre sobre el camino que seguirá para tener ganancias.

La OPI de Lyft prepara el escenario para el debut en el mercado bursátil de su rival Uber Technologies Inc, que, según un reporte de Reuters, será en abril. Los banqueros de inversión han dicho que la líder del sector podría valorarse en hasta 120,000 millones de dólares.

El éxito de la OPI de Lyft muestra que muchos inversionistas están dispuestos a pasar por alto lo incierto del camino de la empresa hacia la rentabilidad y de su estrategia de conducción autónoma, porque temen no participar del fuerte crecimiento de los ingresos de Lyft.

"En un buen mercado la gente mira un poco más hacia adelante. No ven tanto los problemas", dijo Brian Hamilton, cofundador de la firma de datos Sageworks, sobre la colocación.

Se espera que el sector de transporte compartido crezca rápidamente en los próximos años, ya que los jóvenes millenials en las grandes ciudades prefieren no comprar su propio automóvil.

Sin embargo, el sector está lleno de preguntas sobre el futuro de la conducción automatizada, los problemas de regulación y las cuestiones legales sobre salarios y beneficios para los conductores.

Lyft consiguió 2,340 millones de dólares su OPI, con la colocación de 32.5 millones de acciones a 72 dólares cada una, en la parte superior del rango propuesto de 70 a 72 dólares por acción.

La acción comenzará a cotizar el viernes en el Nasdaq bajo el símbolo "LYFT".