La lluvia de acciones que caerá hoy sobre el valor llega en plena exhibición de resistencia de Iberdrola en bolsa.

La compañía que preside Ignacio Sánchez Galán es una de las únicas tres del Ibex que junto a Gamesa y Enagás evita los números rojos en 2016. Todo un hito en comparación con el rendimiento del selectivo, que tras la dura caída de este martes vuelve a sufrir pérdidas (un 10.64% exactamente) de doble dígito en lo que va de año.

Tras resistir a pie firme las jornadas más duras del mes de enero por encima del nivel de los 6 euros, el valor ha subido en cinco de las últimas ocho sesiones y se mantiene alrededor de los 6.5 euros por acción. Una cota que le permite mantenerse muy cerca de los 41,000 millones de euros de capitalización bursátil y consolidarse como la mayor "utilitie" de Europa por valor de mercado.

La negociaciones conocidas la semana pasada de cara a un fusión de Siemens y Gamesa también han tenido un impacto positivo sobre Iberdrola. En tanto que dueña del 19.7% del capital de Gamesa, la eléctrica ya ha salido ganadora. Su participación, valorada en libros en cerca de 500 millones de euros, casi ha doblado su valor tras el rally que ha vivido Gamesa tras el anuncio de las negociaciones.

Por lo tanto, y a la espera de que nuevos actores puedan aparecer en escena a la caza y captura de Gamesa, Iberdrola está muy cerca de cerrar un negocio muy rentable. Todo un aval de cara a la avalancha de acciones que llega hoy al parqué y que según fuentes de mercado el valor -que solo en las tres últimas sesiones ha negociado más de 100 millones de títulos- debería absorber sin demasiadas dificultades.

[email protected]