El año pasado, los peores desempeños accionarios en el mundo se observaron en los mercados emergentes, destacando la pérdida medida en dólares de 42.85% en la Bolsa de Valores de Colombia y de 40.36% en la Bovespa de Brasil.

El pódium de las mayores pérdidas en el 2015 es complementado por el mercado griego, con un retroceso de 31.31 por ciento.

De acuerdo con datos del mercado, durante el año que acaba de terminar la renta variable tuvo un comportamiento para el olvido; índices de economías como Tailandia, Chile, Argentina, España, Turquía y Rusia finalizaron en números rojos.

La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) no estuvo exenta de la baja de los mercados emergentes y concluyó con una pérdida real en dólares de 14.65 por ciento.

En general, fue un año decepcionante para los mercados; la desaceleración de la economía global y el anticipo del inicio de la era de la normalización de tasas de la Reserva Federal (Fed) en Estados Unidos provocaron mucha volatilidad y aversión al riesgo, lo que generó resultados negativos en gran parte de las economías emergentes, incluyendo México , explicó Ernesto O’Farril Santoscoy, presidente de la firma Bursamétrica.

Se defiende

El especialista destacó que la BMV fue más defensiva que otros mercados y de las menos afectadas por la cautela de los capitales gracias a las reformas, a los fundamentales de la economía y a la cercanía con Estados Unidos que se encuentra en fase de recuperación.

En el comparativo medido en dólares, la BMV superó la pérdida de 10.37% observada durante el 2014; además, tuvo el peor desempeño en los últimos cuatro años bajo esta métrica.

La fortaleza del dólar y la aversión al riesgo en renta variable generaron que los índices bursátiles de economías desarrolladas también observaran pérdidas durante el año anterior.

El mercado accionario en Canadá, por ejemplo, retrocedió en dólares 25.4% y el propio Dow Jones y el Standard & Poor’s 500 (que agrupa a las 500 empresas más importantes de EU) cayeron 2.23 y 0.73%, respectivamente.

En Europa, el FTSE 100 del Reino Unido cayó en dólares 9.27%; en Francia, el CAC 40 bajó 2.45%, y en Alemania la baja fue de 1.52 por ciento.

Pero no todo fue pérdidas en renta variable, algunos mercados lograron obtener beneficios, como el índice accionario irlandés, que tuvo un rendimiento real en dólares de 16.8%; le siguió el mercado japonés con 8.5% y la Bolsa de Israel con 5.3 por ciento.

También en Nueva York no toda la pizarra fue de números rojos, también el índice tecnológico NASDAQ generó un rendimiento de 5.7 por ciento.

[email protected]