Las principales bolsas europeas cerraron al alza este martes, tras un discurso tranquilizador del presidente chino, Xi Jinping, que pareció disipar los temores a una guerra comercial entre China y Estados Unidos.

En Londres, el índice FTSE-100 de los principales valores ganó un 1.00% y cerró en los 7,266.75 puntos.

En Fráncfort, el Dax subió en 1.11% hasta alcanzar los 12,397.32 puntos.

En la bolsa de París, el CAC 40 ganó un 0.84% hasta los 5,307.56 puntos.

En Madrid, el Ibex 35 cerró con un alza del 0.21% y se situó en los 9,763.50 puntos.

Y en Milán, el índice FTSE Mib subió en 0.52% hasta los 23,174 puntos.

El presidente chino Xi Jinping prometió el martes que recortará este año los aranceles para los coches, entre otras medidas destinadas a abrir la economía de su país, respondiendo indirectamente a uno de los principales reproches de Estados Unidos en la disputa comercial entre ambos.

"China entrará en una nueva fase de apertura", declaró el presidente chino en un discurso pronunciado ante los altos responsables internacionales que asistieron al Foro de Boao para Asia, una conferencia conocida como el "Davos chino".

"China no está tratando de lograr un excedente comercial", aseguró Xi, en un momento en que el inmenso déficit de Estados Unidos con respecto a China, que sumó 375,000 millones de dólares en 2017, es uno de los principales motivos de queja del presidente estadounidense Donald Trump.

Después de que Trump amenazó con imponer aranceles por valor de 150,000 millones de dólares a las importaciones chinas, Xi se comprometió a abrir el mercado del gigante asiático, a aumentar las importaciones y a proteger los derechos de propiedad intelectual.

abr