Las últimas noticias que han sucumbido el mundo de las criptomonedas, como la inversión de Tesla de 1,500 millones de dólares en bitcoin, aceleraron los planes de la plataforma Bitso, al grado de hacer crecer su base de usuarios y lograr un levantamiento de capital, en una ronda serie C, por 250 millones de dólares, la cual la ayudó a alcanzar un hito: convertirse en la tercera fintech de mayor valor de América Latina y lograr el estatus de unicornio con una valuación de 2,200 millones de dólares.

En entrevista, Daniel Voguel, cofundador de la plataforma dedicada al intercambio de criptomonedas, indicó que si bien apenas hace cinco meses Bitso logró levantar capital en una ronda serie B por 62 millones de dólares, el crecimiento de la industria de las criptomonedas en un corto tiempo aceleró los planes que tenía previstos para finales de este 2021.

“El mundo de las criptomonedas ha tenido un auge importantísimo, tan sólo en este año se comenzó a ver a empresas públicas de las más famosas del mundo invirtiendo en criptomonedas, por ejemplo, Tesla que compró más de 1,000 millones de dólares en bitcoin o Coinbase que en Estados Unidos salió a Bolsa”, indicó Voguel.

Ayer por la mañana, Bitso anunció una ronda de capital serie C de 250 millones de dólares, liderada por Tiger Global y Coatue, que fueron acompañados por Paradigm, BOND & Valor Capital Group.

Pero para el cofundador de Bitso ese no fue el único factor que la ayudó a obtener el capital necesario para alcanzar una valuación de más de 2,000 millones de dólares, lo que pocas empresas en el mundo hacen, sino que también influyó el impacto que tiene actualmente la tecnología en los servicios financieros, así como el potencial en el uso de la cadena de bloques o blockchain en esta industria.

“La coyuntura de estas tres cosas, dejan ver que estos tres fondos de esta ronda empezaron notar el avance del mundo de las criptomonedas y a ver oportunidades, por ejemplo, que en América Latina hay un problema grandísimo de inclusión financiera, de acceso a la banca, a productos financieros, e invierten para hacer algo diferente y grande”, añadió Voguel.

De acuerdo con el Global Findex del Banco Mundial, poco menos de la mitad de la población no tiene acceso a servicios financieros formales.

Para el entrevistado, este es el principal problema que puede atacar la tecnología, especialmente el uso de las criptomonedas.

Voguel destacó que, en los siete años de la plataforma, ésta logró una base de usuarios de 1 millón; en los primeros cinco meses del 2021, esta cifra subió a 2 millones. “El crecimiento sigue siendo grandísimo, la pandemia sigue acelerando los temas digitales”.

Visión a largo plazo

Cuestionado sobre si la volatilidad en el valor de las criptomonedas ha impactado, e impactará en el desarrollo de Bitso, Voguel afirmó que en esta industria la visión debe de ser a largo plazo, pues desde el 2009, cuando Satoshi Nakamoto lanzó el software del bitcoin, si bien ha habido altibajos, la perspectiva con el paso del tiempo ha sido favorable.

De acuerdo con Voguel, los recursos recién obtenidos servirán para posicionar su crecimiento en Brasil, así como para incrementar la oferta de productos para sus más de 2 millones de usuarios.

Entusiasmo por criptomonedas eleva precio de Bitso

Con una valuación de 2,200 millones de dólares, Bitso se posicionó como el primer unicornio del ecosistema de criptomonedas y como la tercera fintech más valiosa de América Latina.

La plataforma de criptomonedas que opera en México, Argentina y en Brasil alcanzó la etiqueta de “unicornio”, después de haber levantado 250 millones de dólares en una ronda de financiamiento de la Serie C, encabezada por los fondos internacionales Tiger Global y Coatue. También participaron Paradigm, BOND & Valor Capital Group y los inversionistas existentes QED, Pantera Capital y Kaszek.

La noticia atrajo la atención porque en siete años Bitso logró colocarse entre las tres firmas de tecnología financiera más valiosas de América Latina, sólo detrás de la brasileña Nubank con un valor de 25,000 millones de dólares y la argentina dLocal, valorada en 5,000 millones de dólares.

Pero además, es ya el segundo “unicornio” mexicano, siendo el primero Kavak, una empresa dedicada a la compra y venta de autos usados por internet, al alcanzar una valoración de 4,000 millones de dólares con su última ronda de financiamiento de 485 millones de dólares.

“Estamos teniendo un ecosistema fintech mexicano que está levantando rondas importantes y el anuncio de Bitso representa una ‘victoria’ porque va a poner a México en el mapa del mundo fintech y del blockchain que es un nicho muy especializado”, explicó Carlos Valderrama, socio administrador de Legal Paradox.

Agregó que el uso de este tipo de plataformas, como la de Bitso, se aceleró a raíz de la pandemia y el crecimiento estimado en cinco años se dio en este contexto. Aunado a que la generación millennial están impulsando la demanda de criptomonedas, como el bitcoin que ha alcanzado récords históricos de 60,000 dólares.

“Cuando conjugas la compra y venta de activos virtuales, que es un ámbito altamente especulativo y que está generando adeptos de manera muy rápida porque puede generar riqueza de la noche a la mañana (e igual perderla), con la posibilidad de generar un procesamiento de pagos a nivel nacional e internacional, incluido el envío de remesas, colocas a un mayor número de usuarios (como se puede ver con Bitso)”, comentó Carlos Valderrama.

Una empresa o startup alcanza el estatus de “unicornio” cuando logra una valoración de más de 1,000 millones de dólares. Hoy hay más de 600 unicornios en todo el mundo, según CB Insights, la firma global de datos.

Acelerada demanda de criptoactivos

El crecimiento que ha logrado Bitso ha sido impulsado por la acelerada demanda que están teniendo los criptoactivos y productos financieros en América Latina.

Incluso, la propia compañía explica que el “boom” de este mercado se reflejó particularmente en sus resultados del 2020 y 2021, ya que después de que pasaron seis años para que logrará contabilizar a un millón de clientes, en los últimos diez meses escaló hasta 2 millones.

“El crecimiento del ecosistema criptográfico ha sido notable este año (hemos) más que duplicado los activos en la plataforma en los últimos cinco meses y el volumen de transacciones durante el primer trimestre de 2021 superó a todo 2020”, dijo el cofundador de Bitso, Daniel Vogel.

Con los nuevos fondos la firma aumentará el acceso a las criptomonedas en la región y su oferta de servicios financieros impulsados por criptomonedas, dijo Bitso en un comunicado. Además, planea expandir sus operaciones en América Latina en los siguientes meses.

Bitso nació en enero de 2014 como una plataforma de compra y venta de criptomonedas. Su primer cliente se registró en abril de dicho año. Actualmente tiene más del 95% de participación en el mercado de criptomonedas en México y más del 60% en Argentina. A través de su plataforma, los usuarios pueden hacer transacciones de bitcoins y otras ocho monedas virtuales.

frenando.gutierrez@eleconomista.mx