La Bolsa mexicana finalizó a la alza y el IPC subió el miércoles 2.27% ayudada por compras de oportunidad tras las severas caídas en sesiones anteriores, pero hubo cautela por la versión de que China puede estar revisando su exposición a la deuda europea.

El principal índice bursátil, el IPC, terminó la sesión en 31,328 puntos.

Las fuertes caídas en jornadas anteriores dejaron espacio para que los inversores buscaran oportunidad de gangas, según operadores.

"México cerró fuerte, hubo un paquete de compra fuerte al final", comentó Carlos Alonso, gerente de inversiones institucionales de Interacciones.

Los papeles del Grupo Financiero Inbursa encabezaron las ganancias con 7.45% a 44.69 pesos, mientras que Los títulos de la mayor minorista del país, Wal-Mart de México, sumaron 3.96% a 29.13 pesos.

El mercado operó con cautela luego de que el diario Financial Times publicó el miércoles que China está revisando sus inversiones en bonos de la zona euro, debido a las crecientes preocupaciones sobre los déficit fiscales en países como Grecia y Portugal, lo que arrastró al euro a mínimos de sesión.

Incluso las acciones estadounidenses revirtieron su tendencia de ganancia y pasaron a terreno negativo tras la versión sobre China.

En Wall Street, el promedio industrial Dow Jones perdió 0.69% y el índice compuesto Nasdaq retrocedió 0.68 por ciento.

China "otra vez nos pone el foco amarillo en cuanto a pensar que el ajuste (en los mercados) podría continuar mañana", agregó Alonso.