La policía brasileña denunció este lunes al exministro de Hacienda Antonio Palocci, figura central de los gobiernos de izquierda de Lula da Silva y Dilma Rousseff, por el delito de corrupción pasiva en la saga de desvíos de fondos públicos en Petrobras.

Palocci, de 56 años, fue arrestado el 26 de septiembre por sospechas de que pidió y coordinó la recepción de 128 millones de reales (unos 41 millones de dólares al cambio actual) en sobornos pagados por la constructora Odebrecht entre el 2008 y el 2013, según consta en planillas aprehendidas por los investigadores.

La acusación, que está bajo secreto de sumario pero fue divulgada íntegramente por algunos de los principales medios brasileños, afirma que esos documentos revelaron que Odebrecht "poseía una verdadera 'cuenta corriente de sobornos' con el Partido de los Trabajadores (PT), que era dirigida por Antonio Palocci".

NOTICIA: Ex ministro clave Palocci seguirá detenido por corrupción

La fiscalía deberá decidir si acoge el reporte y presenta una denuncia formal ante el juez Sergio Moro, que tramita en Curitiba (sur) las causas de la Operación Lava Jato (lavadero de autos) que no involucran a funcionarios protegidos por fueros.

El informe policial también sostiene que hay indicios de que el exministro terció para que se dictaran medidas tributarias en beneficio de Odebrecht, cuyo exdirector, Marcelo Odebrecht, fue sentenciado a más de 19 años de cárcel por este escándalo.

Según la prensa local, el exjefe de la mayor contratista de Brasil negocia un acuerdo de colaboración con la Justicia que amenaza con desatar un nuevo terremoto político en el país.

NOTICIA: Detienen a Antonio Palocci, otro ex ministro clave de Lula y Rousseff

Palocci, que aparece en los documentos bajo el apodo de "italiano", permanece detenido junto a otros encumbrados nombres de la política brasileña como el expresidente de la Cámara de Diputados, el conservador Eduardo Cunha clave en el impeachment que derrocó a Rousseff en agosto o el exjefe de Gabinete del primer gobierno de Lula, José Dirceu.

La investigación asedia al propio Lula, que enfrenta tres juicios por el caso que conmociona a Brasil y que reveló una sociedad entre empresarios y partidos políticos para manipular licitaciones de Petrobras, sobrefacturar las obras y distribuir el excedente para financiar campañas y enriquecerse ilegalmente.

NOTICIA: ¿Lula comandó la mayor red de corrupción de Brasil?

El reporte policial destaca que pese a que las investigaciones sobre el exmandatario no están bajo su ámbito, hay "respaldo probatorio" de que Lula aparece mencionado en los documentos analizados con el seudónimo de "amigo de mi padre".

abr