Después de semanas de protestas en contra del gobierno de Nicolás Maduro, han muerto alrededor de 13 personas en Venezuela. Las manifestaciones han sido muy trágicas y violentas, ¿pero realmente tienen el impulso necesario para destituir a Maduro? A principios de mes, The Washington Post habló con analistas sobre esa posibilidad, quienes expresaron sus dudas: ?Maduro todavía parece tener el apoyo de los militares y de los pobres, dos sectores clave en el panorama político de Venezuela.

Este último grupo puede ser especialmente importante, porque la mayoría apoyó la revolución bolivariana de Chávez, un movimiento que utilizaba los beneficios del petróleo para mejorar los servicios públicos y reducir la pobreza. Incluso, los críticos del gobierno tal vez deban admitir que, de alguna manera, consiguió sus objetivos y se ha creado un vínculo práctico y emocional con el gobierno.

Sin embargo, la mayor preocupación del gobierno es que el éxito de la revolución bolivariana podría desaparecer. Los cuadros de Gallup muestran el panorama de la economía desde el 2006. De acuerdo con ellos, la opinión pública tuvo un gran cambio en el 2013, cuando 12% de los encuestados indicó que creía que la economía estaba mejorando, lo que no está equivocado: a pesar de los precios históricamente altos de sus reservas de petróleo, la moneda local de Venezuela ha tenido problemas por la falta de dólares, lo que no pasa desapercibido para sus habitantes, especialmente cuando los niveles de inflación oficiales han reportado golpes de 56 por ciento.

El corresponsal del Post Nick Miroff estuvo en Caracas la semana pasada y pudo hacer una descripción de lo que esto significa para el venezolano promedio. Se ven multitudes desesperadas en los supermercados luchando para comprar los pocos rollos de papel higiénico que quedan. Hasta el gas de Venezuela se enfrenta a un aumento de precio, lo que ocasiona que los ciudadanos de Venezuela, sean ricos o pobres, sientan sus efectos, según Gallup.

La economía no es la única situación que incita a protestar en las calles: críticos del gobierno de Maduro también hablan acerca de la ola de crímenes, las presuntas violaciones de los derechos humanos, la censura en los medios de comunicación y la influencia de Cuba. Así que aunque las protestas comenzaron como un movimiento estudiantil, han recibido un apoyo bastante considerable.

Infografia