De los empleados mexicanos, 84% planea pedir un aumento durante el 2013, reveló un sondeo de Trabajando.com, el portal especializado en empleos.

Siempre es un tema delicado pedir un aumento de sueldo, pero el inicio de un nuevo año puede ser un buen momento para negociar, ya que son periodos en que las empresas renuevan sus estrategias , aseguró Margarita Chico, directora corporativa de Comunicación de la empresa.

Del porcentaje de personas que planea pedir el aumento, 76% lo hará mediante una reunión con sus jefes directos y 13% lo hará en una reunión con los dueños de la empresa.

La encuesta, que tomó una muestra de más de 2,500 personas, arrojó que 68% de los trabajadores considera que para lograr un incremento de nómina argumentará un desempeño impecable de sus labores, 18% destacará el tiempo que ha laborado en la empresa, 12% dirá que labora más horas de las que le corresponde y 2% dirá que tiene una mejor oferta de trabajo.

En contraste, de 16% que no pedirá un aumento de sueldo este año, 45% considera que necesita adquirir experiencia, 22% percibe que el tiempo que lleva en su empleo es poco e igual porcentaje piensa que trabaja lo justo y necesario, mientras 11% siente que aún no se desempeña en su totalidad.

CONOZCA LOS LÍMITES

Para Margarita Chico, es muy importante no intentar vendernos como el mejor en nuestro trabajo, tampoco amenazar a la organización con dejarla si no nos aumentan el salario, mucho menos inventar que tenemos otras ofertas y que si no recibimos lo que queremos, nos iremos enseguida. Las amenazas no funcionan en la mayoría de los casos y sólo contribuyen a crear un clima negativo en el trabajo .

En esta situación, es muy importante demostrar los logros alcanzados en la empresa, los deseos por continuar desarrollándose en ese lugar y dar a conocer aquellos proyectos que se tienen en mente. Destaca que aquel empleado que supera las metas es proactivo, innova, atrae clientes nuevos y se convierte en un valor importante para la empresa, será el primero en tomar en cuenta para un aumento de sueldo o un ascenso.