Querétaro, Qro. El rumbo que toma el entorno internacional en materia económica, con la incidencia de factores como los retrasos en la ratificación del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), entre otros, impactarían el desarrollo económico del estado, previendo que se traduzca en un menor ritmo de crecimiento para el próximo año.

El presidente en Querétaro del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF), Gerardo Proal de la Isla, contextualizó que los indicadores económicos globales tendrán injerencia en la economía estatal.

“Los indicadores de manera general hasta este momento apuntan esto (un menor ritmo de crecimiento estatal en el 2020), sobre todo por los temas externos, hablo del no tener hasta este momento la firma del T-MEC, los problemas de desaceleración, la cuestión de esta guerra comercial que se ha dado entre potencias económicas”, expuso.

A este escenario también se suma la guerra comercial entre China y Estados Unidos, en la cual, dijo, “jamás habrá un ganador, dado que contrae implicaciones negativas para la economía mundial”; aunado a los efectos que se observan en la industria automotriz global.

Frente a este entorno, fortalecer la confianza empresarial es uno de los retos que se mantiene a nivel estatal, con la finalidad de incentivar el desarrollo productivo.

También, agregó, sobresale el desafío de impulsar el desarrollo de infraestructura, así como hacer mejoras en materia de movilidad y seguridad.

“Son los aspectos principales que deben tener un punto de atención no sólo en el plazo inmediato sino en una visión de mediano y largo plazo para que genere condiciones que sostengan crecimiento”, abundó Proal de la Isla.

En paralelo a este panorama, destacó que la entidad cuenta con elementos positivos que pudieran hacer contrapeso, como la diversificación económica y la generación de empleos formales.

A la baja

De acuerdo con el especialista, se estima que el crecimiento anual del estado esté por debajo de 4% al cierre del 2019.

A lo largo del año, organismos empresariales ajustaron sus estimaciones a cerca de 3%, mientras que la proyección del gobierno de Querétaro se fijó al inicio de año en un rango de 4 a 4.5 por ciento.

Según información del Instituto Nacional de Estadística y Geografía y de la Secretaría de Economía, en el primer semestre del año la economía queretana aumentó 1.1% anual, y en el periodo enero-septiembre, la entidad captó 887.1 millones de dólares de Inversión Extranjera Directa, que significó una reducción anual de 1.7 por ciento.

estados@eleconomista.mx