Tijuana, BC. Cerca de 10,000 terrenos en Tijuana están en proceso de embargo por no pagar el impuesto Predial, mientras que los propietarios de 61,000 cuentas recurrieron a un recurso de amparo para evitar pagarlo.

El Ayuntamiento de Tijuana espera recaudar para este año 435 millones de pesos por este concepto, pero la cifra podría ser mayor si no existieran los casos de amparo, los cuales son promovidos principalmente por propietarios de negocios o varios terrenos, en diferentes puntos.

El tesorero municipal, Ricardo Chavarría Morales, dijo que actualmente existe un rezago de 27% de la cartera de cuentahabientes, que han acumulado alrededor de 150 millones de pesos a la fecha.

En el caso de los terrenos en proceso de embargo, mencionó que los pleitos continúan en tribunales y que de los 10,000 terrenos, un porcentaje muy bajo corresponde a casa habitación, ya que la mayoría son baldíos o comprados por un particular que ya no se encuentra en la ciudad, por lo que ha sido difícil localizarlos.

Insistió en que los grandes deudores son empresas de gran alcance, como los negocios que se encuentran en el aeropuerto de Tijuana, que desde hace años se habían negado a pagar el Predial bajo el argumento de que se trataba de un terreno federal, hasta que se acordó que los comercios serían los responsables de pagar.

Sobre los 61,000 amparos, refirió que se trata principalmente de compañías, por lo que este año el gobierno municipal incluyó modificaciones en la Ley de Ingresos y la tabla de valores catastrales, para eliminar lagunas jurídicas que servían de base para promover esos amparos, normalmente contra ciertos procedimientos o falta de claridad.

estados@eleconomista.mx