La startup de domicilios Rappi fue creada en el 2015 y no ha dejado de crecer a doble y triple dígito en ingresos, además de que ha logrado expandir su operación a seis países de la región y ha recibido fuerte capital de varias rondas de inversión, que le permitirán en unos años alcanzar el equilibrio financiero.

O por lo menos así lo esperan los analistas consultados para leer el estado financiero de la compañía que explican que la mayoría de las startups forma parte de un modelo de negocio denominado de “capital de riesgo”, que en promedio retornan la inversión después del quinto año de operaciones, ya que la apuesta es por un crecimiento de largo plazo.

Según los expertos, Rappi no es el único caso de Colombia que a pesar de sus altos ingresos y crecimientos tiene altas pérdidas. En el país hay una lista de apps que siguen el mismo modelo.

En el caso de esta aplicación, los números demuestran que casi con la misma velocidad que se multiplican sus ingresos, crecen sus pérdidas.

Mientras en el 2016 sus ingresos ordinarios alcanzaron los 6,048 millones de pesos colombianos (1.89 millones de dólares), tuvo pérdidas por 19,226 millones (6.02 millones de dólares) y dos años después se observa que los ingresos llegaron a 77,227 millones (24.20 millones de dólares), con un alza de 307% frente al 2017, a la vez que las pérdidas se incrementaron hasta 156,014 millones (48.89 millones de dólares) con alzas de 176 por ciento.

Con estas cifras el acumulado en pérdidas desde que el emprendimiento está activo es de 238,000 millones de pesos colombianos (74.59 millones de dólares).

Sobre este punto Rappi explicó que “no optimiza por utilidad en el corto plazo, es decir, la compañía soporta pérdidas que hacen parte del ciclo inicial de un startup con vistas a un crecimiento acelerado, que permita llegar a escala para generar rentabilidad a futuro. Aun así, como lo demuestra la última ronda, los inversionistas confían en este modelo a largo plazo en América Latina”.

Para los inversionistas que deciden apostar a estos negocios, el resultado es normal, pues en este modelo el punto de equilibrio no suele alcanzarse sino hasta después del quinto año e incluso más. El ejemplo más notable es Amazon, cuya rentabilidad empezó 15 años después.

Otra opinión señala que este tipo de inversiones empieza a entregar rentabilidad a sus accionistas cuando llegan a las bolsas de valores, como le ocurrió a Uber hace poco, o cuando son lo suficientemente grandes para estabilizar su operación y reducir los costos de mercadeo, lo que tiene un impacto en sus cuentas.

Además, la llegada a la Bolsa de Valores de alguna de estas empresas es lo que las hace realmente asequibles a cualquier inversionista, ya que antes de esa etapa, los capitales que se requieren son tan altos que sólo firmas como DTS Global o SoftBank —que invirtieron en Rappi— tienen la capacidad financiera de invertir en empresas que no les entregarán utilidades en el corto plazo.

Empresa cumple 10 años en el país

Ventas de Huawei en Colombia crecieron 51% en primer semestre

El country manager del Área de Consumo de Huawei en Colombia, Zeng Li, explicó a La República que, pese a la difícil situación por la guerra comercial entre China y EU, que es un reto para la empresa, las ventas siguen al alza, ya que los clientes confían en la marca.

—La marca está cumpliendo 10 años en Colombia y señalaron que traerán sorpresas, ¿qué nos puede adelantar?

La primera es que quienes compren celular se les da una garantía de un año adicional. La segunda está relacionada con el plan de expansión que vendrá con ofertas muy atractivas, y la tercera, que también se conocerá pronto, está relacionada con lanzamientos de productos.

—Con la guerra comercial, ¿qué tanto se vieron afectados en el primer trimestre?

En Colombia, acabamos de terminar el primer semestre del 2019 y quiero compartir con ustedes que comparándolo con el 2018 incrementamos nuestras ventas en 51%, aun con esta desafortunada situación con Estados Unidos.

Así que con estos resultados tenemos confianza en que nuestra marca es una que realmente aman los consumidores colombianos.

Al 2018, Euromonitor decía que Huawei tenía casi 18% del mercado, ¿en cuánto pueden estar en este año?

Realmente creo que estamos en más de 18 por ciento. Más cercanos a 24-25 por ciento. Obviamente este año queremos crecer aún más, ya que buscamos ser el número uno del país y traer las mejores innovaciones.

—En 5G ustedes tienen un gran desarrollo, ¿cómo puede beneficiarse de esto el cliente colombiano?

Es bueno recordar que Huawei no simplemente fabrica teléfonos inteligentes, también estamos muy involucrados con 5G y somos líderes en esa tecnología. Nosotros comenzamos la investigación y desarrollo con 5G hace 10 años y tenemos casi 20% de ésta. Ya para Colombia tenemos un plan para traer este tipo de teléfonos para beneficiar a los consumidores, pero eso dependerá del despliegue de las redes. (La República/Colombia)