Al cierre del 2016, México destacó como el país que mayor crecimiento presentó en cuanto a ventas de vehículos ligeros y pesados en Latinoamérica; no obstante, Brasil sigue liderando el mayor número de unidades vendidas, pese a su tropezón de doble dígito.

La industria automotriz comercializó 1.64 millones de vehículos ligeros y pesados, representando un avance de 18.5% contra el 2015; Brasil quedó en primer lugar en ventas de Latinoamérica con 2.05 millones de unidades; no obstante sufrió una contracción de 20.1%, refirió la Asociación Latinoamericana de Distribuidores de Automotores (ALADDA).

México tiene el potencial de alcanzar la venta de 2 millones de unidades, por lo que el crédito y la fuerte competencia entre las marcas serán un incentivo a cerrar la brecha de la demanda del mercado mexicano.

De acuerdo con la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), este 2017 se venderían 1 millón 702,353 unidades ligeras, lo que representará un avance de 6.8% respecto del año anterior, porcentaje más conservador respecto al 2016 y 2015, como parte de la incertidumbre global en la economía.

La mayor venta de autos en el mercado mexicano está en el segmento de los subcompactos, cuyo precio oscila entre 150,000 y 200,000 pesos, lo que ha empujado la comercialización, seguido por la demanda de las suv, como preferidas de las familias.

El gobierno mexicano mantiene control a las importaciones de autos usados desde hace dos años, lo que ha sido un factor que ha permitido estabilizar las ventas de nuevos, pero hace falta la renovación de vehículos pesados.

Al termino del 2016, México volvió a destacar, mientras que Argentina quedó en tercera posición con más de 703,000 unidades, equivalente a un avance de 11.2%, según el más reciente reporte de la ALADDA.

La asociación destaca que si bien la zona no se ha salvado de la crisis económica mundial, ahora se enfrenta a las medidas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, mismas que afectarían más a México. Chile y Costa Rica también mostraron crecimiento durante el año pasado, al aumentar 6.3% y 11%, respectivamente, aunque dichos mercado son seis veces y hasta 12 veces más pequeños que el mexicano. Honduras también aumentó su comercialización.

En tanto, las naciones que muestran pérdida de ventas son Colombia, con 10% de unidades, Perú, Ecuador y Paraguay.

lgonzalez@eleconomista.com.mx