La firma IUSASOL, propiedad de Grupo IUSA, inauguró el viernes pasado el parque fotovoltaico Don Alejo, en Jocotitlán, Estado de México, el cual, con una inversión de 38 millones de dólares y una capacidad de 21 megawatts instalados, se convierte en el tercer mayor campo de este tipo en el país.

El nuevo parque, inaugurado por el presidente, Enrique Peña Nieto, y el director de Grupo IUSA, Carlos Peralta, es sólo parte de un proyecto con el cual pretenden construir, en el mismo sitio, la central más grande de México y América Latina, con una capacidad de 400 megawatts, equivalente al consumo de 1.5 millones de hogares, así como una inversión total de 800 millones de dólares.

A la vez, Grupo IUSA abrió también su fábrica de paneles solares, que, con una inversión de 70 millones de dólares, contará con una producción inicial de 500,000 unidades y que irá en aumento hasta llegar a 2 millones de paneles cuando concluya la construcción del complejo en tres años.

En el 2015, se instalaron 100 megawatts fotovoltaicos en México, con lo que se alcanza 0.4% de la capacidad instalada eléctrica del país. Además, se retomó la instalación de grandes parques, con el proyecto TAI, de Durango, con 50 megawatts de la empresa Eosol, y con este parque Don Alejo.

Las inversiones realizadas superaron los 200 millones de dólares y, para el 2016, se espera un incremento de 200% en comparación con este año, con lo que se llegaría a 600 megawatts instalados en el país, según la Asociación Nacional de Energía Solar (Anes).

[email protected]