La actividad económica de México se mantiene en una tensa calma , a la espera de las definiciones que determinarán el rumbo de la relación económica con Estados Unidos, calificó el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF). Durante febrero, el indicador IMEF Manufacturero disminuyó 1.9 puntos, para ubicarse en 46.8 unidades, y acumula cuatro meses en zona de contracción. El registro es, además, el más bajo para esta serie desde julio del 2013.

El indicador varía en un intervalo de 0 a 100 puntos y el nivel de 50 puntos representa el umbral entre una expansión (mayor a 50) y una contracción (menor a 50) de la actividad económica.

Por su parte, el Indicador IMEF no Manufacturero registró una disminución de 0.5 puntos al situarse en 46.2 unidades, con lo que acumuló cinco meses en zona de contracción.