Atlanta, Georgia. El mundo se enfrenta a grandes retos, por un lado, está la necesidad de ayudar a que los niños y jóvenes sean mejores personas, mientras que otro es el de mejorar las condiciones climáticas para evitar que los recursos naturales se terminen. Por ello, la aerolínea Delta Air Lines implementa un plan de trabajo a corto, mediano y largo plazos, en donde México se ve beneficiado. 

“Delta Air Lines está preocupada en cómo vendrá el futuro, debemos ver cómo vienen los tiempos próximos. Parte del secreto de nuestro éxito como empresa es que constantemente estamos buscando cómo poder ayudar en hacer del mundo un lugar mejor, no se puede ser exitoso si no se apoya a la comunidad”, dijo en entrevista con El Economista el gerente general de Ventas de Delta Air Lines en México, Demetrio Acevedo.

El directivo explicó que hay tres ejes de trabajo que ven estos temas: el primero consiste en fomentar el potencial de cada niño y joven a través de la educación; seguido por mejorar la salud y el bienestar del planeta, y tercero, fomentar prácticas relacionadas con la sostenibilidad. Toda vez, con la promoción de una política de responsabilidad social entre los integrantes que conforman la planta laboral.

Refirió que desde el año pasado han estado implementando el programa The Great Delta Give-Back, donde se invierte 1% de las ganancias netas de la compañía en apoyos sociales enfocados en niños; de hecho en el 2019 se destinaron 55 millones de dólares en todo el mundo.

“The Great Delta Give-Back consiste en que le damos un día a los trabajadores para que puedan hacer trabajo de voluntariado. Ellos seleccionan el día y la comunidad a la que desean ayudar y documentan su visita con fotos y videos en un programa SkyHub”, reveló.

También manifestó que hasta ahora se ha atendido a más de 1,600 comunidades internacionales, además de que más de 1,343 empleados han participado en el programa, y hay un total de 7,200 días de voluntariado.

De acuerdo con Demetrio Acevedo, el programa The Great Delta Give-Back también trabaja con la entidad sin fin de lucro JA BizTown, en ella, estudiantes de primaria interactúan dentro de una economía simulada y aprenden el valor del dinero, además de cómo funciona la vida laboral.

El gerente general puntualizó que quieren llevar el proyecto de JA BizTown a México, que actualmente se desarrolla principalmente en la Unión Americana; no sólo fomentaría la responsabilidad social entre los trabajadores de la empresa, sino también ayudaría a los niños y jóvenes mexicanos para que entiendan mejor el mundo laboral y así también valoren más el trabajo de sus padres.

Otra de las acciones que van en sintonía es el programa global Junior Achievements. Demetrio explicó que tiene como fin despertar el interés de estudiantes de secundaria en la aviación.

“En México está Junior Achievement Mexico, también conocido como Programa Cuentas Conmigo, el cual se implementó en este 2020. Este año trabajamos con 240 estudiantes, ellos aprendieron a través de una aplicación sobre educación financiera cómo preparar un presupuesto y la importancia de tener finanzas saludables para un futuro sólido”, sostuvo.

Por este motivo, de los 240 estudiantes se seleccionó a cinco para que asistan a la Academia Nacional de Vuelo en Pensacola, Florida.

Compromiso ecológico

Demetrio Acevedo precisó que la empresa se convirtió en la primera aerolínea en comprometerse a minimizar sus emisiones de carbono a nivel mundial, para ello, a partir de este 2020, está destinando 1,000 millones de dólares.

Refirió que parte de la inversión se está destinando para la renovación de flota y que así se logre un mejor uso de combustibles: “En el 2019 se agregaron 80 aviones nuevos, muchos de ellos ya están volando en México, son 25% más eficientes en combustible”.

“También nos asociamos con Northwest Advanced Bio-Fuels. Ellos hacen combustible biodegradable, Delta está viendo cómo mejorar la calidad del combustible que sea más amigable con el medio ambiente”, finalizó.

camila.ayala@eleconomista.mx