Durante el primer semestre del año el comercio bilateral de mercancías entre México y Estados Unidos escaló 31.6% anual a un nivel récord de 319,969 millones de dólares, cifra que es 3.6% superior al monto de la primera mitad del 2019, el año previo a la pandemia.

De enero a junio del 2021 México se consolidó además como el primer socio comercial del país vecino, superando a Canadá, que tuvo intercambios comerciales con Estados Unidos por 317,100 millones de dólares, y a China, con transacciones por poco más de 300,000 millones de dólares, de acuerdo con cifras publicadas hoy por el Buró del Censo del gobierno de Estados Unidos.

En el lapso referido México incrementó sus exportaciones dirigidas a su vecino del norte 29.4% anual a un monto récord de 186,440 millones de dólares (3.8% más con relación al 2019), mientras que las exportaciones estadounidenses hacia nuestro país subieron 34.8% para alcanzar el récord de 133,529 millones de dólares (3.3% más que en el 2019).

En el balance bilateral, el mayor dinamismo de los flujos de mercancías provenientes de México le permitió a nuestro país elevar su superávit comercial 5.1% a un monto sin precedentes de 52,911 millones de dólares.

Lo anterior ocurre en momentos en los que la economía de Estados Unidos se está recuperando más rápidamente que sus pares del impacto pandémico, respaldada por robustas medidas de alivio fiscal.

La producción industrial estadounidense hiló en junio cuatro meses de avances a tasa mensual desestacionalizada y en general muestra una trayectoria de recuperación casi ininterrumpida, después del tropiezo de abril del año pasado, por el confinamiento para contener el avance del Covid-19.

En tanto, el consumo registró un notable incremento de 0.9% mensual en junio, que se tradujo en un avance mensual de 19%; en ambos casos la mejora entraña un desempeño notable del consumo de mercancías –lo que favorece a abastecedores de productos terminados como México y China–, si bien el componente de servicios ha recuperado fuerza a partir de la normalización de rutinas de consumo.

China lidera proveeduría

En términos de participación en el mercado estadounidense, China se afianzó como el país líder, con una cuota de 17.2% de los 1.34 trillones de dólares que desembolsaron los agregados económicos estadounidenses en importaciones de productos durante el primer semestre del 2021.

Beijing tuvo una mejora de 0.4 puntos porcentuales que fue, sin embargo, inferior a la mejora de Canadá, que elevó su porción de mercado de 11.7% a 12.6 por ciento.

México se mantuvo como el segundo proveedor de mercancías del mercado estadounidense, con una participación de mercado de 13.9%, 0.6 puntos superior a la conseguida durante el 2020.

octavio.amador@eleconomista.mx