La industria global de telecomunicaciones reportó un ingreso histórico de 410,000 millones de dólares en el cuarto trimestre de 2017, gracias a la TV de paga, los OTT y la banda ancha como los principales componentes que empujaron al sector hacia adelante y de entre los cinco operadores mejor beneficiados se encuentran dos multinacionales de Estados Unidos, uno de Japón, otro de Alemania y uno más de China, pero con ascenso constante porque esta compañía ha empezado a buscar oportunidades de inversión en América Latina y en otros mercados. 

Un informe de la consultora especializada en temas de TV/ video y telecomunicaciones móviles Dataxis indicó que estos cinco operadores -AT&T, Verizon, NTT, China Mobile y Deutsche Telekom- se llevaron a sus cuentas el 37% de los ingresos generados por el sector al cierre de 2017 y la cifra se eleva al 59% cuando se contemplan al total de las diez compañías más grandes del mundo, entre los que ya se incluyen a la mexicana América Móvil y a la española Telefónica.

Comcast, Vodafone y China Telecom completan el top ten de las empresas que más ingresos generan en la industria mundial y muy de cerca las acompaña la francesa Orange Telecom.

Los once grandes del sector crecieron sus ingresos en cerca de 30,000 millones de dólares entre el primer trimestre de 2016 y el último de 2017; que entonces, su captación se había ubicado, en números redondos, en 381,000 millones de dólares.

Los 410,000 millones de dólares que estos 11 gigantes de las telecomunicaciones ingresaron en 2017 equivalen en dinero a lo generado por las economías de Perú y Colombia en 2016, según datos del Banco Mundial.

Entre las diez que más dinero ingresan se hallan tres empresas de Estados Unidos y dos de China; las de este país, marcas que han conseguido un espectacular crecimiento en pocas décadas en comparación con centenarias empresas como son varias firmas estadounidenses y europeas del sector.

Mientras el gigante AT&T logró ingresos por 38,000 millones de dólares en el primer trimestre de 2018 -1,500 millones menos que un año antes-, el coloso China Mobile consiguió 28,860 millones de dólares, cerca de 200 millones más por una explosión de la demanda del mercado chino, según reportes financieros de las compañías.

Aún con asimetrías del mercado, como poder adquisitivo o cobertura, China Mobile cerró abril de 2018 con 899.6 millones de usuarios y con 669.3 millones de ellos con servicios 4G, más otros 127 millones de personas con acceso a Internet de alta velocidad; es como si todos los mexicanos estuvieran conectados a la red. Con menor cartera de clientes, China Telecom cerró el 2017 con 249.9 millones de usuarios en el negocio móvil; 35 millones más en sólo un año y 182 millones de ellos en 4G LTE.

Todo eso en territorio chino, pero las dos operadoras ya incursionaron allende su mercado origen; ambas ya abrieron oficinas en América Latina, por ejemplo en Brasil y México, para buscar oportunidades en la región

China Telecom ya intentó quedarse con el proyecto de la Red Compartida de México, mientras que China Mobile se ha interesado por la brasileña Oi, a la que también le ha prestado atención la mexicana AMX. 

Los avances de las empresas chinas, tanto fabricantes como operadores, poco gustan a Washington, que ha intentado meter freno a su expansión; al menos en su territorio, atacando a Huawei o ZTE, a ésta última recientemente la condicionó a pagar una multa cercana a los 1,500 millones de dólares para volver a Estados Unidos y sobre la primera, logró que AT&T rompiera su acuerdo con Huawei en venta de teléfonos celulares. 

En las grandes ligas de las telecomunicaciones se mueven dos operadores que hablan español, pero les es complicado alcanzar a los otros gigantes por temas como escala de negocio, poder adquisitivo o porque operan en mercados muy volátiles, en los que monedas como el peso argentino, el mexicano o el real brasileño se deprecian constantemente en su comparación con el dólar. De mientras, AMX consigue alrededor del 5% de los ingresos mundiales del negocio.

“Aunque América Móvil y Telefónica tienen un muy buen posicionamiento, en América Latina su volumen de negocios es menor debido al menor poder adquisitivo de la población, expresado en menor ARPU por servicio, y a la escala del mercado, pues América latina, dependiendo del servicio, ronda el 10% del mercado global”, dice Carlos Blanco, analista en Dataxis. “Otro factor a tener en cuenta es que ambos holdings tienen un muy importante porcentaje de sus ingresos en monedas muy volátiles”.

erp