José Antonio Meade, secretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP), respondió este martes y miércoles a diferentes cuentas de Twitter dudas y reclamaciones sobre el incremento de los precios de la gasolina y el diesel.

A través de su cuenta @JoseAMeadeK explicó a varios tuiteros en su mayoría jóvenes que los precios de los combustibles en el país se incrementaron debido a que los precios internacionales del petróleo subieron y de mantener artificialmente los precios bajos representaría un alto costo para el país.

El costo de mantener artificialmente bajos los precios de las gasolinas, hubiera sido de 200,000 millones de pesos para este año , respondió a @MaryMaryMar80, quien le cuestionó si realmente debían subir los precios de la gasolina.

Otros usuarios como @zurielruiz cuestionaron al secretario sobre por qué el impuesto a la gasolina es tan alto en el país. A lo que Meade respondió:

En prácticamente todos los países se cobran impuestos a las gasolinas porque su consumo tiene efectos negativos en la sociedad . En otro tuit agregó: El IEPS es un impuesto progresivo, es decir, pagan más quienes tienen más, que se cobra en casi todos los países. Es necesario .

Mencionó que el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) representa 22.9% del precio promedio de la gasolina y si se suma el impuesto al valor agregado representa 36 por ciento.

En referencia a esta respuesta, @josedanielmun1 agregó: También en casi todos los países hay buena infraestructura, buenas carreteras y seguridad .

Meade no lo dejó con la duda y respondió insistente: Mantener precios artificialmente bajos de gasolina nos impidió invertir precisamente en estas y otras infraestructuras .

Medidas difíciles ?pero necesarias

El responsable de las finanzas públicas admitió que son medidas difíciles pero necesarias y que en el mediano plazo tendrán efectos benéficos para el país. Esto lo escribió ante la pregunta que le hizo @Alexis_Escarcia sobre qué postura deben tomar los mexicanos ante el incremento de los precios.

Con respecto a que los servidores de gasolina empiecen a dar menos combustible de lo que deben, el secretario respondió que habrá vigilancia y que cualquier irregularidad puede ser denunciada ante la Procuraduría Federal del Consumidor.

En sus últimas respuestas Meade recordó que el incremento de los precios de la gasolina está determinado conforme al mercado del petróleo y que el gobierno federal ya no tiene una intervención sobre los mismos.

Mencionó que, anteriormente cuando los precios del petróleo eran altos a nivel mundial, en México, el dinero se utilizó para fijar precios artificialmente bajos, lo cual ya no es operable ni sostenible para las finanzas públicas.