La Reina Isabel II de Inglaterra, un príncipe terrateniente saudí y varios aristócratas británicos se encuentran entre los principales destinatarios de los subsidios agrícolas que proceden de la Unión Europea.

De acuerdo con los hallazgos de una investigación llevada a cabo por la organización ecologista Greenpeace, al menos uno de cada cinco de los 100 principales destinatarios de los fondos comunitarios en el Reino Unido fueron -el año pasado- negocios agrícolas pertenecientes a miembros de familias aristocráticas y millonarios.

Entre esos receptores, figuran el duque de Westminster -fallecido recientemente y que dejó su patrimonio a su hijo de 25 años-, el duque de Northumberland, sir Richard Sutton, el conde de Moray, el barón Phillimore y su familia, y el conde de Plymouth.

Asimismo, en la lista se puede encontrar el nombre del multimillonario James Dyson, quien hizo una ardua campaña a favor de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (Brexit) en el referéndum efectuado el pasado 23 de junio.

Según la investigación realizada por Greenpeace, 16 de los principales 100 destinatarios de subsidios también están dentro de la lista de las personas más ricas, divulgada este año por el periódico dominical The Sunday Times.

Al parecer, recibieron 10.6 millones de libras (aproximadamente 12.2 millones de euros) en el 2015 como parte del llamado Single Payment Scheme -pagos de subsidios directos a los terratenientes de la Unión Europea- y otros 13.4 millones de libras (15.5 millones de euros) en subsidios agrícolas destinados a granjas.

De igual manera, en lo más alto de la lista de receptores figuró el granjero de Aberdeenshire (Escocia), Frank Smart, quien obtuvo casi 3 millones de libras (3.4 millones de euros aproximadamente) en ayudas para sus negocios.

El gobierno británico ha prometido mantener hasta el 2020 los subsidios procedentes de la Política Agrícola Común (PAC), una vez que se ejecute el Brexit, mientras entra en vigor un sistema nacional al margen de la Unión Europea.