El proyecto de dictamen de la Ley de Ingresos de la Federación (LIF) 2020 contempla reasignaciones por 6,396 millones de pesos al ramo 28 de Participaciones a Entidades Federativas y Municipios, ello debido a modificaciones en cuestiones del ISR. 

De acuerdo con algunos diputados, durante la discusión en el pleno de la Miscelánea Fiscal se presentará una reserva para modificar el ISR que se paga por la enajenación de bienes inmuebles.

De acuerdo con lo que explicaron, actualmente sólo 5% de esos ingresos se queda en los estados y municipios, algo que se busca modificar a 100%; es decir, la Federación otorgaría por completo lo obtenido a los estados y municipios. 

Con ello, los estados y municipios tendrían ingresos extras por 6,396 millones de pesos.

Respecto a las modificaciones que se presentaron sobre la Ley de Derechos, el presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados, Mario Delgado, aseguró que estos recurso no se reflejarán en la carátula de la LIF que presentó el Ejecutivo.

La modificación, propuesta por Morena y que causó tensión entre los diputados en la Comisión de Hacienda, implica un cambio en el artículo 224, fracción cuarta, para que el sector pecuario y agropecuario sí tengan que pagar una cuota por el derecho de uso de agua. 

“Antes de esta propuesta, los sectores pecuario y agropecuarios estaban exentos de pagar agua. Pero ahora los ubicarán en el artículo 223 de esta ley para que pague, lo cual les afectará, pues implican recursos por 500 millones de pesos”, expuso el diputado priista Fernando Galindo. 

Aprueban flexibilizar régimen de Pemex 

La Comisión de Hacienda y Crédito Público de la Cámara de Diputados aprobó en lo general y en lo particular el proyecto de dictamen de la Ley de Ingresos sobre Hidrocarburos con el que se flexibiliza el régimen fiscal de Petróleos Mexicanos (Pemex), para que entregue menos recursos al erario y pueda destinar más dinero a inversión.

Con 18 votos a favor, seis en contra y cero abstenciones pasaron dicho dictamen que fue turnado a las 9:55 de la noche al pleno de San Lázaro al igual que la miscelánea fiscal y el proyecto de dictamen de la Ley Federal de Derechos. 

Al cierre de esta edición, los diputados seguían discutiendo los tres dictámenes mencionados. Se espera que el día de hoy la Comisión de Hacienda apruebe la Ley de Ingresos de la Federación 2020 y la turne al pleno el domingo 20 de octubre, que es la fecha límite para aprobarla y se pueda enviar al Senado de la República.

De acuerdo con el dictamen de la Ley de Ingresos sobre Hidrocarburos, el artículo 39 permitirá reducir la carga fiscal del impuesto sobre Derecho a la Utilidad Compartida (DUC), el cual pasará de 65% que se tiene en el 2019 a 58% en el 2020 y a 54% en el 2021.

En su momento, Arturo Herrera, secretario de Hacienda, explicó que el apoyo fiscal para Pemex en el 2020 implicaría recursos por 86,000 millones de pesos. Indicó que 46,000 millones son de capitalización y son recursos que provienen del Presupuesto de Egresos de la Federación, mientras que el resto de los recursos provendrá de los ingresos de la empresa productiva del Estado.

Indicó que el faltante de ingresos proveniente de Pemex será compensado con los ingresos que se obtengan de una mejor fiscalización de impuestos. 

Si bien con dicha disminución fiscal se busca mejorar la situación financiera de la petrolera, para expertos y las agencias calificadoras no es suficiente para garantizar su viabilidad financiera. 

Critican proyectos que no generan certidumbre 

El diputado priista Fernando Galindo criticó que no exista certidumbre sobre los proyectos de inversión de la empresa productiva del Estado, como es el caso de la Refinería Dos Bocas, en Tabasco. 

Comentó que el apoyo fiscal que se dará a Pemex implicará un sacrificio en los recursos que se entreguen a los estados y municipios. “A costa de apoyar a Pemex, estamos golpeando los ingresos disponibles de estados y municipios”.

En tanto, Marco Antonio Andrade, de Morena, defendió que las modificaciones ayudarán a que Pemex pueda sanar sus finanzas, pues durante la administración de Enrique Peña Nieto se vieron afectadas. 

Con respecto al tema de si se deberá reducir el superávit primario de 0.7 a 0.5% del PIB para el 2020, con el fin de tener mayores recursos para inversión, el presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados, Mario Delgado, dijo que sería algo contraproducente, pues enviaría un mensaje negativo a las calificadoras. 

“A la Secretaría de Hacienda le resulta inconveniente y podría ser mal leído por los mercados, sería como una debilidad de la disciplina en las finanzas públicas. La intención era aumentar los recursos para inversión, pero si esto en lugar de ayudar empeora la situación de las finanzas, sería contraproducente”, insistió el morenista.

Delgado aseguró que mantendrán la responsabilidad fiscal en el Paquete Económico 2020, además de no subir los niveles de deuda.