El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) informó que la confianza de los consumidores mexicanos continuó en picada en mayo, segundo mes en donde el gobierno implementó la Jornada Nacional de Sana Distancia para evitar los contagios por Covid-19.

De acuerdo con la Encuesta Telefónica sobre Confianza del Consumidor (ETCO), en mayo el indicador registró una disminución, en su comparación anual, de 13.2 puntos, con lo que hiló seis meses de retrocesos, así como dos meses consecutivos de caídas de dos dígitos.

Con cifras sin desestacionalizar, el Indicador de Confianza del Consumidor se ubicó en 31.10 puntos, el menor nivel desde enero del 2017 de 28.67 puntos.

De esta manera, registró su segundo mes por debajo de los 40 puntos, un nivel que había superado por 21 meses consecutivos desde julio del 2018 -cuando se dieron a conocer los resultados electorales- y cuyo registro máximo se dio en febrero del año pasado, con 48.6 puntos.

“A diferencia de los indicadores de confianza de países que han experimentado recuperaciones en el mes pasado, las prospectivas del consumo en nuestro país permanecen estancadas en niveles muy bajos. Además del shock de la pandemia, ello podría estar asociado a la erosión interna de los fundamentos para el crecimiento, lo que dificultará una recuperación automática tras superar la etapa de cuarentena”, refirieron analistas de Monex.

En abril, la confianza registró una caída histórica, la cual estuvo relacionada con la pandemia del Covid-19, que no ha cedido y cuyos casos aumentaron en mayo. Además, la inminente recesión económica causada por el virus también afectó la perspectiva de los consumidores, indicó en su momento Banorte.

En su comparación con el mes previo, el Indicador de Confianza retrocedió 1.1 puntos.

Compras se ven mermadas

A detalle,  la encuesta elaborada de manera conjunta con el Banco de México mostró que en el quinto mes del año el retroceso en la confianza se debió a que sus cinco componentes mostraron retrocesos.

El componente que más cayo fue el de las posibilidades de compras de bienes durables, que retrocedió 15.9 puntos frente al mismo mes del 2019, la mayor caída que ha registrado desde la creación de la encuesta, en el 2002. Le siguió la situación económica actual de los miembros del hogar, que retrocedió 14.1 puntos, mientras que la percepción de los consumidores sobre la situación económica actual del país cayó 12.7 puntos.

En el caso de la situación futura del país, la caída fue de 11.9 puntos en tanto que la situación futura de los miembros del hogar empeoró en 11.7 puntos.

“Si bien la relación entre la confianza y los indicadores de la actividad real no es del todo estrecha, la interacción suele incrementarse en momentos de cambios de coyuntura como en las crisis económicas, por lo que las perspectivas para una recuperación inmediata son limitadas”, señaló Monex.

¿Qué es la ETCO?

La Encuesta Telefónica sobre Confianza del Consumidor (ETCO) fue la alternativa que encontró el Inegi para continuar recabando los datos para el Indicador de Confianza del Consumidor.

Dadas las características de la recolección de información y el marco muestral distintos de la ETCO, los datos obtenidos no son estrictamente comparables en su contextualización teórica con el diseño de la ENCO; sin embargo, resultan una aproximación a los indicadores que tradicionalmente capta la ENCO, por lo que la comparación es útil como medida de referencia.

[email protected]