El banco central ruso consideró este martes "crítica" la situación del rublo, en caída libre por segundo día consecutivo, y prometió nuevas medidas tras la subida de los tipos de interés, que no impidió el derrumbe de la moneda.

"La situación es crítica. Incluso en las peores pesadillas no podríamos imaginar hace un año lo que está pasando ahora", declaró el número dos del banco central, Serguei Chvetsov, citado por Interfax. " Tras la decisión de elevar la principal tasa de interés, seguirán otras medidas del banco central" añadió.

"Tras la decisión de elevar la principal tasa de interés, seguirán otras medidas del banco central", añadió.

En un intento por contener el descalabro del rublo, el banco central ruso anunció en la noche del lunes un aumento drástico de su tasa directriz, que pasó del 10.5% al 17%, más del triple respecto a principios de año.

Tras una caída el lunes del 9.5%, sin precedentes desde la crisis financiera de 1998, el desplome de la moneda rusa se acentuó brutalmente este martes con una pérdida de más de 20%, para llegar a un nivel inédito de 100 rublos por euro y 80 rublos por dólar.

erp