El Banco Mundial anunció el martes un compromiso financiero con Paraguay de entre 1,000 y 1,100 millones de dólares hasta el 2018, para reducir la pobreza extrema e impulsar el crecimiento de ingresos del sector más vulnerable de la población.

El organismo dijo que apoyará el Plan Nacional de Desarrollo del conservador Horacio Cartes.

El objetivo es reducir el índice de pobreza extrema a 9% en el 2018, cuando finaliza el mandato del presidente. Según la Dirección de Estadísticas y Censos, el número de pobres extremos -que no pueden costear una canasta básica de alimentos- abarca a 10.1% de la población.

"Se prevé que los compromisos financieros del GBM (Grupo Banco Mundial) para el período sean de entre 1,000 y 1,100 millones de dólares en operaciones tanto para el sector público (...) como para el sector privado", dijo un comunicado del Grupo Banco Mundial.

Los fondos para el sector estatal se canalizarán a través del Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF) y los privados mediante la Corporación Financiera Internacional (IFC por sus siglas en inglés). El comunicado no detalló la proporción para cada uno de los sectores.

"La nueva estrategia nos permitirá fortalecer nuestro apoyo a la agroindustria y al sector financiero, con particular atención en promover la inclusión financiera", dijo el gerente regional de la IFC Salem Rohana, de acuerdo al comunicado.

abr