El delantero internacional español, Fernando Torres, cuyo combinado juega este martes los octavos de final del Mundial-2010 contra Portugal, declaró que la recuperación de su lesión de rodilla fue "difícil", aunque dijo que está mejorando día a día.

"Siempre es difícil volver a jugar tras una operación, que además fue sólo hace dos meses. Es complicado recuperar la resistencia", afirmó este martes el jugador en declaraciones hechas a la web de la Federación Internacional de Fútbol (FIFA).

El delantero sufrió una lesión en la rodilla derecha, en la que tuvo un desgarro en el cartílago el pasado mes de abril, que le obligó a estar apartado de los terrenos de juego durante seis semanas, a perderse el final de la Premier League y a realizar una rápida recuperación para el Mundial.

Aquella intervención fue la segunda de la temporada para él, tras haberse sometido a otra operación de rodilla el pasado mes de enero que le tuvo fuera de competición durante un mes.

Con estas lesiones detrás de él, el punta del Liverpool todavía no ha marcado en el Mundial de Sudáfrica-2010, pero en beneficio de su selección quien sí lo ha hecho es su compañero en el ataque, David Villa, recientemente fichado por el Barcelona.

Según señaló Torres a la página de Internet de la FIFA, su paso por quirófano en abril fue inevitable, pues no tuvo "otra salida".

"Estuve dudando durante una semana. Prefería evitar la operación, pero finalmente no hubo otra salida. Fue triste no poder jugar la parte final de la temporada con mi equipo. Pero la esperanza para mí era poder venir a la Copa Mundial", apuntó, antes de hablar de sus sensaciones en sudáfrica.

"Poco a poco me siento mejor y todo se hace más natural. Trabajamos mucho para poder llegar, pero ahora ya sólo me centro en ayudar al equipo aquí como puedo", abundó el jugador del Liverpool, cuya mermada capacidad goleadora se nota en España pero ésta no ha dejado de ser peligrosa gracias a Villa.

"David es uno de esos jugadores que sólo piensa en marcar. Puede rematar y anotar con ambas piernas y desde cualquier lugar del terreno de juego, dentro o fuera del área", señaló sobre su compañero en el ataque de la 'Furia Roja', al que se refirió como una amenaza permanente para los adversarios.

"Siempre es una amenaza para los equipos rivales, porque no saben cuál es su pierna más peligrosa ni que espacio deben taparle. Por eso es tan importante para nosotros. Y le faltan sólo cuatro goles para superar a Raúl (González), el mejor goleador de la historia de España", puntualizó.

Por su parte, Villa, también tuvo palabras de halago hacia Torres, cuando le preguntaron recientemente sobre los comentarios críticos que el segundo ha podido recibir por su mala suerte cara al gol en el Mundial sudafricano.

"No comparto que digan que el rendimiento de Fernando Torres es bajo", señaló el nuevo punta del Baróa, apodado el 'Guaje', que destacó además el esfuerzo hecho por el punta del Liverpool para estar en Sudáfrica. "Han sido espectaculares sus ganas por estar con nosotros", aseveró Villa.

Torres, de 26 años, fue sustituido en el minuto 60 del último partido de la llave H de la selección española, ante Chile (victoria de 'La Roja' europea por 2-1), y pese a no haberse estrenado en el Mmundial, está previsto que acompañe este martes a Villa en la delantera de su equipo nacional.