Para nosotras es importante la postura como jóvenes feministas , dice Guiet Ortiz López a media plática, cuando se les pregunta a ella y a Erandi, compañeras del mismo colectivo, las Punto Género, qué definición ideológica tiene su grupo, cómo se proponen bajo el espectro feminista. Como jóvenes enfrentamos problemas específicos, desigualdad que se vive diferente y eso hay que decirlo.

Existe una visión adultocentrista de qué es ser joven, qué debería estar viviendo una persona en qué momento. A los jóvenes nos tutelan.

Como mujeres jóvenes, nos tutelan más , dice la psicóloga y activista. Erandi (Avendaño Serrano, socióloga) añade que para ella es importante posicionarse como lesbofeminista.

Ambas son, en efecto, jóvenes. Cuando conformaron su colectivo, con otras tres camaradas de lucha, en el 2012, Guiet tenía 25 años; Erandi, 24. Estudiantes universitarias, fueron encontrando el feminismo por distintos caminos. Guiet, en su activismo a favor del aborto; Erandi, en la investigación feminista muy propia de su profesión y el activismo de la diversidad sexual.

Tengo que mencionar Un cuarto propio (el ensayo seminal de Virginia Woolf) , explica Erandi cuando charlamos sobre sus autoras base, también pienso en el trabajo de Gloria Anzaldúa como feminista chicana, en preguntarnos qué significa hoy en día Simone de Beauvoir y la frase ‘No se nace mujer, se llega a serlo’ .

Ir de la academia a la praxis. Ser activista en la calle, también, pero los espacios que ocupan las Punto Género son frescos: los del ciberactivismo.

El colectivo nació en el 2012 con un programa de radio feminista en Internet, que crearon nuestras compañeras Josefina y Lulú .

Después, el grupo se ha encargado de una apropiación de las herramientas tecnológicas para crear estrategias de medios para encuentros feministas, como el Foro de Internet Feminista, en Brasil, el año pasado, un evento creado por la AWID, un gran encuentro internacional para impulsar el desarrollo de las mujeres.

Punto Género publica una revista digital, Punto y seguimos, y contribuyen a la columna semanal Lenguantes, de Cimac Noticias, un medio eminentemente feminista.

Todos estos esfuerzos con un fin valiente: difundir, compartir, hacer visible el trabajo de las mujeres. Y ejercer, por todo lo alto, el derecho humano a la comunicación con perspectiva de género. Los medios como espacios específicos para la mujer, en especial para aquella que es más vulnerable.

El deporte de riesgo ?de ser feminista

Valiente la labor de las Punto Género porque hoy mismo ser mujer sigue siendo un riesgo para la vida de manera global, y de manera particular en nuestro país.

Como Erandi y Guiet explican, y quienes prefieren hablar por todas las del colectivo en vez de hacerlo a título personal, hoy declararse feminista sigue siendo peligroso.

La teoría de género es una estrategia que encontraron las mujeres para hablar del feminismo sin barreras , dice Erandi, quien, por cierto, es conocida dentro de Punto Género como Broco.

Guiet asiente: No es sencillo presentarse como feminista. Nosotras nos declaramos abiertamente feministas porque lo hemos decidido como un posicionamiento político .

Pero se corre riesgos. Sí, desde luego también lo hay en la bendita tierra digital, que se ha convertido en un nuevo escenario (Broco) para la violencia machista. Vemos el panorama del ciberactivismo como algo que debe crecer. Yo las veo fuertes (a las demás ciberactivistas jóvenes), es muy liberador tener estos nuevos espacios, pero también es un foco para estar expuestas. Sabemos de compañeras que reciben ataques por ocupar los medios desde el feminismo .

¿Han ellas recibido ataques por su trabajo en las Punto Género? No necesariamente, aceptan, sólo el ciberacoso que se sufre día a día por ser mujer. Esa sensación de riesgo que compartimos muchas mujeres, sea en lo digital, sea en la calle de asfalto afuera de nuestras casas.

Esa violencia específica de la que Guiet y Erandi hablan claramente ha tenido en los últimos años un hijo pavoroso: el feminicidio.

Hiperviolencia desde cero

Hay varias definiciones de feminicidio que cambian según la complejidad del texto que se consulte. Pero la más clara es la de la ONU. Feminicidio: asesinato de una mujer por el hecho de ser mujer. Muerte por razones de género.

No están terminadas las discusiones sobre el feminicidio , dice Guiet. Esta violencia extrema contra la mujer, contra su cuerpo, no comienza con encontrar el cuerpo de Valeria, de Lesvy. Está en el acoso en las calles, en el lenguaje sexista de los medios para explicar el feminicidio y un largo etcétera.

¿Importa la identidad del perpetrador del feminicidio? ¿El feminicidio siempre implica la muerte de una mujer a manos de un hombre? Erandi es terminante: por supuesto que importa la identidad del perpetrador. Al menos desde mi punto de vista, porque existe toda una estructura que permite a un hombre esta violencia extrema contra una mujer. Todo lo que sostiene el patriarcado es mayúsculo .

[email protected]