El actor y director Eugenio Derbez se ha enfrentado a las crisis y a la descalificación de su trabajo en México. Pero, ahora, la situación ha ido más lejos con un grupo de usuarios en redes sociales que pide boicotear ¡Hombre al agua!, su nueva película.

“No tengo idea de por quién votar, estamos cansados de las mismas falsas promesas. Me da miedo que la opción no sea tan buena como pensamos, no se ve mucha esperanza, por eso dudo de mi voto. En el país estamos votando por el menos peor y eso no es bueno. Estoy con dudas, no estoy seguro de que (López Obrador) pueda ser la mejor opción pero, en general, la gente votará por el menos peor”, señaló Eugenio Derbez para Radio Fórmula, con lo que desató un escándalo.

Varios usuarios en redes sociales pidieron boicotear su nueva película ¡Hombre al agua! (Overboard) que se estrenó.

 “Si eres de los que quieren un cambio en México, no vayas este 10 de mayo al estreno”, se lee en el manifiesto.

Pero Derbez señaló a Joaquín López Dóriga que es absurdo: “Yo sólo dije que no sabía por quién votar. Pero eso (el boicot) habla de la intolerancia que estamos viviendo como país. Yo lo único que quiero es lo mejor para el país”.

Pero no es la primera vez que Eugenio Derbez se enfrenta a ataques y críticas sobre su trabajo: en su debut como director con No se aceptan devoluciones se enfrentó a la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas que lo ignoró para el Ariel, lo que el actor calificó como discriminación a su película.

No se aceptan devoluciones es la película mexicana más taquillera y vista en la historia reciente del cine nacional: más de 15 millones de boletos vendidos y alrededor de 600 millones de pesos en taquilla.

Otro momento polémico sucedió hace un año, cuando el actor estrenó su comedia Cómo ser un Latin Lover, película que vendió alrededor de 10 millones de boletos y Videocine, su distribuidora en nuestro país, quiso pasarla como una “producción mexicana”, lo que no era cierto y se retiró del resumen anual de las películas mexicanas más taquilleras.

¡Hombre al agua! se estrenó con más de 3,000 salas (casi la mitad de las que existen en el país) y volvió a rodearlo la pólemica en las redes sociales que no le perdonaron opinar sobre AMLO.

A pesar de eso, Eugenio Derbez es un actor y director taquillero, sus películas funcionan en las salas de cine y le gustan al público.

El récord de Derbez en México lo tiene con No se Aceptan devoluciones que en su estreno registró 148 millones de pesos y 3 millones 361,268 de boletos vendidos en su estreno.

Con su anterior película, Cómo ser un Latin Lover alcanzó 137.94 millones de pesos y 2 millones 750,000 boletos en su primer fin de semana.

¡Hombre al Agua! se estrenó hace una semana en Estados Unidos y ocupó el segundo sitio de la taquilla estadounidense con alrededor de 14 millones de dólares.

La película es un remake protagonizado por Derbez y Anna Faris, dirigida por Ron Greenberg y producida por el actor mexicano, Benjamín Odell y Bob Fisher.

Eugenio Derbez ha hecho una campaña de publicidad abrumadora en internet, redes sociales, radio y en la Televisión; es de los pocos actores (o el único) que ha promocionado una película el mismo día en Televisa y TV Azteca.

Pero el actor tiene un mayor reto que hacerle caso a las redes sociales y los haters: vencer a Marvel con Avengers: Infinity War que el fin de semana pasado recaudó 166.51 millones de pesos y vendió 2.9 millones de boletos.

¿Eugenio Derbez podrá superar esa cifra en el estreno de ¡Hombre al agua!?

Por lo pronto, el actor y productor mexicano ya alborotó la redes sociales; su presencia fue mediática y ahora sólo falta que el público apoye a un actor mexicano que un día se fue de su país para triunfar en Hollywood y lo consiguió.