El presidente Andrés Manuel López Obrador anunció y dio la orden de que en su gobierno no se realizaría ninguna transferencia del presupuesto a ninguna asociación civil u ONG, sin embargo, el Instituto Mexicano de Cinematografía (Imcine) no la respetó y apoyó de manera directa al Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM).

“El recurso estuvo ahí y el festival está apoyado”, señaló María Novaro, titular del Imcine, quien presumió el apoyo.

Según los datos ofrecidos originalmente, el Festival Internacional de Cine de Morelia se realizará con un presupuesto de alrededor de 34 millones de pesos, 56% es privado y el resto es apoyo de los gobiernos estatal y municipal.

Pero los organizadores del festival confirmaron que el Imcine los apoyó con recursos pese a haber sido rechazados en la convocatoria del Profest, aunque el apoyo, dijeron, se redujo 30% comparado con el año anterior en el que recibió alrededor de 9 millones de pesos en los llamados etiquetados, es decir recibirán alrededor de 6.3 millones de pesos. Aun así, la suma es superior a la de cualquier festival elegido en el Profest, donde los más favorecidos alcanzaron 5.1 mdp.

¿El problema? Ante la decisión del presidente López Obrador de recortar los famosos etiquetados, muchos festivales de cine y diferentes eventos se quedaron sin recursos, incluyendo el FICM, un asociación civil, que ahora es salvada por quien la castigó.

Para el 2019, la Secretaría de Cultura destinó 110 millones de pesos al programa de Apoyo a Festivales Culturales y Artísticos (Profest)y entre los seleccionados no se incluyeron el Festival Internacional de Cine de Morelia, el Festival Internacional de Cine en Guadalajara y otros eventos.

Pero ante la presiones, Imcine tomó la decisión de apoyar al FICM de manera directa sin tomar en cuenta la convocatoria ni las instrucciones del presidente.

“Este año hubo cambios en la adjudicación de los dineros públicos, justo ahora estamos en una etapa de revisión de lo que hicimos bien y mal para perfeccionarlos porque debemos encontrar mecanismos más útiles para apoyar de manera más concisa y oportuna”, señaló María Novaro en la presentación del Festival Internacional de Cine de Morelia, una asociación civil valiosa que sin duda merece un mejor trato y más recursos de lo que le dieron de último momento.

Con la decisión del Imcine y la Secretaría de Cultura, se abre la puerta para que 310 proyectos rechazados en el Profest busquen un apoyo especial y fuera de la convocatoria oficial, tal y como sucedió con el festival de cine de Morelia.

[email protected]