En la carrera de las tabletas, Apple aún lleva la delantera... Aunque sus competidores comienzan a recortar distancias.

De acuerdo con cálculos de IHS iSuppli Research, en todo el 2011 la firma de la manzana envío 40.9 millones de iPads al mundo, lo que representó el 62% del total de tabletas ventas del año pasado, una caída desde el 87% que acaparó en el 2010.

Con la llegada de nuevos competidores como Amazon, con su Kindle Fire, o la tableta Nook de Barnes & Noble, Apple, que se convirtió hace tres días en la más valiosa del mundo, empezó a perder terreno en el mercado de estos dispositivos.

Y es que la firma de la manzana, de tener una cuota del mercado de las tabletas del 64% en el tercer trimestre, pasó al 57% en el cuarto trimestre del 2011, pese a que las ventas de iPad crecieron un 39% trimestre a trimestre al sumar 15.4 millones de unidades.

Pero la Kindle Fire de Amazon, que salió a la venta en Estados Unidos a mediados de noviembre del 2011, logró robarse el 14% de los envíos de tabletas en el cuarto trimestre al sumar 3.8 millones de unidades.

Y la participación de Nook de Barnes & Noble en el mercado mundial de las tabletas llegó al 7% en el cuarto trimestre, al sumar ventas por 1.9 millones de unidades, de acuerdo con de IHS iSuppli Research.

Smartpones

HAGA CLIC EN LA IMAGEN PARA VER LA INFOGRAFÍA

SAMSUNG, TAMBIÉN GOLPEADO

Otro que también comenzó a perder terreno en el mercado de las tabletas fue Samsung, la creadora de la Galaxy Tab.

Al pasar de una participación del 11% en el tercer trimestre a sólo el 8% para los últimos tres meses del 2011, Samsung, tras vender 2.1 millones de unidades, se colocó en el tercer proveedor de tabletas a nivel mundial, desde el segundo lugar que ostentaba en el periodo trimestral anterior inmediato.

En todo el 2011, se realizaron envíos por 65.2 millones de tabletas en todo el mundo, superando el estimado de 64.7 millones que esperaba la firma de análisis.

Pero IHS iSuppli Research prevé que el surgimiento de tabletas con sistema operativo Windows 8, y dispositivos basados en microprocesadores ARM serán actores importantes en el 2012 y 2013 al ser opciones más rentables para los fabricantes de estos dispositivos.

julio.sanchez@eleconomista.mx