Fitch Ratings bajó las calificaciones nacionales de riesgo contraparte de largo y corto plazo de ABC Capital, institución de banca múltiple a ‘BB-’ y ‘B’ desde ‘BBB-’ y ‘F3’, respectivamente, y las dejó en observación negativa.

La agencia detalló que la baja de las calificaciones se fundamenta en que el banco no concretó los planes de capitalización en el monto anunciado en sus planes para aliviar las presiones en su perfil crediticio débil.

Precisó que este está caracterizado por niveles de rentabilidad consistentemente negativos ante una calidad de activos deteriorada, niveles de capitalización estrechos y un modelo de negocio que no se ha consolidado a pesar de su historial relativamente amplio en el sistema financiero.

Fitch puntualizó que la observación negativa indica que las calificaciones podrían bajar más si el banco no fortalece de manera relevante su posición de capital en los próximos seis meses y si no reduce las presiones actuales en sus métricas de capitalización y limites regulatorios con partes relacionadas.

Agregó que la observación negativa también refleja que los riesgos en el perfil crediticio del banco se han incrementado, particularmente en la calidad de activos y rentabilidad, debido a los efectos económicos por la pandemia del coronavirus.

“Esto, ante el modelo de negocio de ABC Capital, enfocado en el sector de desarrolladores de vivienda y financiamiento a instituciones financieras no bancarias, segmentos que Fitch considera sensibles al entorno operativo actual. Asimismo, la observación refleja las iniciativas estratégicas que la administración ha planteado a la agencia, las cuales tendrán que probarse en un entorno operativo desafiante.”

Fitch puntualizó que las calificaciones de ABC Capital están influenciadas por el entorno económico adverso y su perfil de compañía, principalmente por su modelo de negocios concentrado en el sector de desarrolladores de vivienda, así como por su franquicia modesta dentro del sistema bancario.

Las calificaciones del banco, agregó, también consideran su rentabilidad débil y los retos en el entorno para revertirla

"Al cierre de marzo de 2020, el banco continuó con resultados netos negativos, los que presionaron sus métricas de capital común de nivel 1 y capital neto (ICAP) a activos ponderados por riesgo que están en 9.5% y 11.0%, respectivamente (promedio 2016–2018: 11.3% y 12.9%). Estos niveles de capitalización comparan negativamente con sus pares más cercanos y han sido sostenidos por inyecciones de capital recurrentes de sus accionistas para cumplir con el límite regulatorio de 10.5%.”

Fitch consideró que los indicadores de rentabilidad negativos y de capitalización ajustados del banco, lo dejan con un espacio limitado para absorber posibles deterioros en su calidad de activos ante las actuales condiciones adversas del entorno operativo.

Puntualizó que al cierre de marzo del 2020, el banco mantenía un indicador de mora deteriorado que aumentó a 8.7% (al cierre de mayo de 2020 era de 8.8%).

La agencia agregó que el banco tiene 51% de su portafolio en diferimiento de pagos, lo cual puede reducir las presiones de corto plazo en la calidad de activos y creación de reservas.

“Sin embargo, las presiones de liquidez derivadas de la reducción de los flujos de efectivo, los efectos a más largo plazo en la calidad de los activos, así como el reconocimiento de pérdidas siguen siendo un riesgo para ABC Capital”, argumentó.