La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) ha comenzado a actuar contra empresas que realizan la labor de comisionistas sin tener el aval de la autoridad. Recientemente, impuso una sanción por 844,900 pesos a la plataforma fintech Fondeadora.

De acuerdo con el portal de la CNBV esta sanción fue por infringir la Ley de Ahorro y Crédito Popular, ya que Fondeadora recabó datos e información, además realizó la identificación de clientes de una sociedad financiera popular (sofipo), para la apertura no presencial de cuentas de depósitos, sin tener una autorización de la autoridad.

Fuentes enteradas del proceso de sanciones, comentaron que en la alianza que tiene esta plataforma con algunas sofipos, se detectó este actuar que infringió el artículo 124 de la Ley de Ahorro y Crédito Popular.

“Fondeadora, a través de la plataforma o aplicación de su propiedad recabó datos e información y realizó la identificación de clientes o potenciales clientes, para las aperturas no presenciales de cuentas de depósito, sin que esta última hubiera obtenido aprobación previa de la Comisión”, se puede leer en el portal de sanciones del órgano regulador.

Esta multa ya fue pagada por la plataforma que basa su modelo de negocio en una aplicación móvil donde el usuario puede administrar sus recursos y, además, ofrece una tarjeta de débito.

De acuerdo con la página de la plataforma, por sus actividades no se encuentra regulada por las autoridades y actualmente tiene una alianza con Apoyo Múltiple para realizar operaciones de captación permitidas en la Ley de Ahorro y Crédito Popular.

Hace algunos meses, Fondeadora promocionó su alianza con Financiera Sustentable, a la cual, en noviembre del 2020, se le impuso una multa de 84,490 pesos por realizar la apertura de cuentas de depósito de dinero a la vista, vía remota, a través de un prestador de servicios, sin contar con la autorización de la CNBV.

La sanción a Fondeadora se suma a las multas que recientemente el regulador ha impuesto y que están relacionadas con el ecosistema fintech, tanto por infringir la Ley para Regular las Instituciones de Tecnología Financiera como la Ley del Mercado de Valores.

La CNBV ha dicho que ninguna persona física o moral distintas a las instituciones del sistema financiero con autorización para operar, puede ostentarse como entidad financiera y ofrecer, promover, o prestar, directa o indirectamente servicios financieros.

fernando.gutierrez@eleconomista.mx