El presidente y director general para México y Latinoamérica de American Express, José María Zas, destacó que la compañía seguirá buscando crecer en el país, independientemente del cambio presidencial.

Durante el lanzamiento de la nueva imagen de la compañía, dijo que “México es un gran país con un gran futuro, las alternancias democráticas, las elecciones son parte de la vida institucional de los países y American Express le apuesta por un México grande, de futuro, de desarrollo, y con el compromiso siempre de ayudar en todo lo que podamos al gobierno que esté”.

El directivo destacó que la firma pretende lograr en México una igualdad de cobertura en cuanto a la aceptación de tarjetas en establecimientos comerciales en un plazo de dos años y medio, además de productos especializados para pequeñas y medianas empresas.

Agregó que la expectativa del mercado mexicano es mayúscula para la compañía ante las pocas transacciones que prevalece en el país en los medios de pago con tarjetas financieras o bancarias en comparación del efectivo.

“Todavía sigue habiendo un trayecto muy grande para las empresas como medio de pago en el mercado porqué solamente 10% de los consumos se realiza con plástico, sea débito o crédito, y 90% es con cash o efectivo”, explicó.

En cuanto a la nueva imagen y relanzamiento de la plataforma de American Express, recalcó que estas acciones forman parte de la estrategia mundial de la compañía para adaptarse mejor a la tendencia de los consumidores y a la mayor competencia.